Estrella Izaguirre Cardoso

 

SUMARIO : 1. Prólogo – 2. Comienzos de nuestra historia – 3. La inauguración del teatro – 4. Los primeros tiempos  – 5.  Una vida ajetreada – 6. Cuando el Intendente va al teatro – 7. No todo eras rosas – 8.  Hombres desairados – 9. Flor y nata – 10. ¡Fuera las butacas! – 11. Racconto – 12. Telón

 

El teatro hoy

 

1. Prólogo

 

Cuando inicié este trabajo de recorrer hogares rochenses tenía la seguridad de encontrar en nuestro medio material que era imprescindible para concretar esta idea.

El trabajo de armar una “carpeta” donde se narrara la historia del Teatro 25 de Mayo, el cual desde nuestra infancia nos brindó múltiples actividades y que acompañados de la mano de nuestros padres tuvimos el agrado de disfrutar, ha sido una tarea por demás gratificante.

Se ha hallado en todas y cada una de las personas entrevistadas estímulo, apoyo y en algunas hasta un poco de asombro por esta “ocurrencia”, pero en ninguna de ellas negatividad.

El tiempo pasó muy rápido y la mesa de trabajo, se vio poco a poco colmada de infinidad de material; llamadas telefónicas ofreciendo fotografías, diarios que eran literalmente recuerdos de familia, afiches, anécdotas, etc. . Hasta sorprendentes visitas de rochenses que hoy ya no están radicados en Rocha lo que fue otra de las tantas sorpresas.

Contamos además con la vasta colección de diarios dela BibliotecaMunicipal  ”Julia Amaral Amatti” y del Centro Cultural “Rosalío A. Pereira” donde tuvimos una fuente más que segura, para poder extraer información, así como de muchos de nuestros queridos y siempre presentes Profesores de la época de estudios magisteriales.

Contamos también con colegas y amigos, compañeros de trabajo, todos dando un permanente apoyo en esta actividad. Por supuesto también con el respaldo y autorización permanente, de las autoridades dela  IntendenciaMunicipalde Rocha.

Este trabajo ha sido realizado por una sencilla y simple Maestra que humildemente ha estado siempre al servicio de la comunidad, y que se ha fijado como objetivo fundamental, lograr que las nuevas generaciones conozcan nuestra historia, nuestro ayer rochense, a través de esta recopilación.

Nuestra historia tiene una riqueza enorme, desde su fundador Don Rafael Pérez del Puerto hasta todos y cada uno de los que con muchísimo sacrificio fueron haciendo surgir esta ciudad dentro de este hermoso departamento, que hoy podemos decir sin temor a equivocarnos, que se enorgullece de su potencial geográfico y que se engrandeció siempre por la elevada cultura de su gente.

Desde aquí,  -“Donde nace el sol de la patria” como dice nuestro Himno a Rocha en palabras de su creador José A. Ribot- a todos aquellos que trabajaron con amor al terruño, con decisión y con mucha firmeza, que nos dejaron una ciudad con una riquísima historia, base de nuestro Patrimonio Departamental, vaya también nuestro recuerdo; a todos los que nos precedieron, es que modestamente se dedica esta recopilación, como homenaje a su magnifico legado.

A Uds. muy estimados amigos lectores: sepan que han sido años de trabajo y búsqueda de materiales, esos mismos que nos han enseñado que debemos estar agradecidos de ser hijos de este trozo de Uruguay y de estar más que orgullosos de nuestros antepasados.

 

2. Comienzos de nuestra historia

 

Cronistas e historiadores han consignado, aunque en forma dispersa, no pocos aportes relativos al origen, evolución y hasta desaparición de múltiples centros destinados a estimular el desarrollo social y cultural del ambiente.

En todo proceso de evolución comunitaria las instituciones nacen, crecen, subsisten o mueren; pero su trayectoria deja siempre el sello de las relaciones positivas, más allá de las vicisitudes, de la suerte y aún de los errores de los hombres.

En el Proceso Fundacional, hay una figura a la que le debemos nuestro ser rochense, un hombre que aun hoy, no le hemos reconocido: Don Rafael Pérez del Puerto, quien luchó con estoicismo y honradez, para lograr su objetivo. Después de un apasionado período de búsqueda y de informes, varios viajes desde  y haciala Fortalezade Santa Teresa, logra la autorización parala Fundacióndela Villade Nuestra Señora de los Remedios de Rocha, en 1793.

Pasaron los años y nuestra ciudad se fue desarrollando y progresando. A consecuencia de ella se fueron gestando nuevos sentimientos. “Rocha luchaba…luchaba por su autonomía administrativa, meta inmediata y necesaria para la consecución de los más caros ideales comarcanos”

Se concretala SegregaciónDepartamentalen 1881 gracias al tesón dela Comisiónformada con tal fin que buscó apoyo en las autoridades nacionales del momento, logrando el fin largamente esperado: tener autoridades propias como Departamento, segúnla Constituciónvigente ya que gozaba de un número suficiente de habitantes y de producción propia. Además superaba ampliamente a San Carlos y Maldonado en todo lo relativo a la atención educativa.  Un puntal para la concreción del proyecto fue el apoyo encontrado en el Dr. José Pedro Ramírez, legislador entonces por el departamento de Maldonado, quien en definitiva acelera los trámites y se transforma en factor decisivo para la promulgación de la ley.

Este acontecimiento acelera al año siguiente 1882 la Fundaciónde la “Sociedad Porvenir”, creada según expresión fiel de sus estatutos para “proporcionar ratos de solaz a sus asociados con recreos útiles y provechosos”.

Entre los fundadores de la “Sociedad Porvenir” figuraban nombres de ciudadanos de proficua y extensa gravitación en la vida departamental, muchos de cuyos apellidos se prolongan hoy en las familias vinculadas a la mejor historia rochense: Máximo Amorín y Brum, Martín Antuñano, Peregrino Arias Olivera, Antonio Arrarte, Angelino E. Barrios, Mauricio Barrios, Pío Justino Barrios, Víctor Barrios, José Bruggia, Carlos T. Brunet, Eduardo Brunet, Feliciano Carré y Calzada, Pedro Cendán, Alfonso Cifani, Augusto Corbo, Domingo A. Costa, José D’ Alto, Orosmán de los Santos, Benito D. Domínguez, Juan Dufort y Queirolo, Pedro V. Duguet, Honorio P. Fajardo, Emiliano Gabito, Juan Antonio Gallarza, Pedro Lapeyre, Maximino López, Virgilio López, Laureano Lorenzo y Losada, Antonio Mocoroa, Pablo Nansot, Víctor P. Pérez, Vicente M. Piñeiro, Cirilo Poiso, José P. Ramela, Manuel D. Riestra, Lucio Sanz y Sancho, Ventura Silva y Barrios, Miguel Sopeña y Ramón Vázquez Fajardo.

 

M. Xirgú en Rocha

Es así que Rocha multiplicó su progreso luego de la segregación. Se observa en ese entonces una recuperación económica, que se vio reflejada precisamente en la construcción de edificios, instalación de comercios en los distintos ramos, mostrando una ciudad más activa, donde existían más opciones para sus pobladores.

Abundan en los periódicos del momento los avisos comerciales con variada propaganda para los compradores: tiendas, joyerías, boticas, carpinterías, herrerías, talabarterías y casas de ramos generales.

En este entorno se crearon dos grupos de ciudadanos, los que impulsaron con muchísima energía las actividades socio-culturales.

Unos eran los integrantes de la “Sociedad  Artesana”, los que se reunían en el “Teatro Progreso”, primer teatro que tuvo Rocha, todos aquellos que tenían conocimientos en construcción, talabartería, herrería, carpintería; en definitiva quienes se desempeñaban en trabajos o tenían habilidades artesanales podían integrar tal sociedad. El “Teatro Progreso” estaba ubicado, donde era – y en parte es al día de hoy – la pista al aire libre del Club Social Rocha.

Esta “Sociedad Artesana” – que tenía como actores principales a los hermanos Rocca – es la que construye el “Teatro Excelsior,” en 1897. Éste, está hasta el día de hoy ubicado actualmente en la calle 25 de Agosto, entre 18 de Julio y Treinta y Tres; para los de la tercera edad y memoriosos, tuvo como último nombre “La Fragata”.

El otro núcleo de ciudadanos se concentró en la “Sociedad Porvenir,” la que  estaba integrada por aquellas personas que trabajaban,  en su gran mayoría, en el campo y muchos de los cuales contaban con una estabilidad económica muy  importante,  sin tener un lugar fijo para sus reuniones sociales en la ciudad.

Al surgir, el Teatro Excelsior, los miembros de “La Porvenir” se movilizan.     Aquí debemos recordar a los lectores, que nuestra ciudad aun tenía calles sin pavimentar y que los medios de comunicación, eran los carruajes tirados por caballos.

Tampoco podemos olvidar que las damas y caballeros lucían sus mejores galas para concurrir tanto a las reuniones sociales como a las religiosas.

Los que no contaban con carruaje propio lo podían alquilar,  aunque la mayoría recorrían las calles, para lucir su indumentaria.

Hay que resaltar que la  “Sociedad Porvenir,” buscó siempre en sus actividades sociales y culturales, ofrecer a sus asociados en particular, una serie de servicios, organización de veladas  literario – musicales, aclarando, que eran veladas nocturnas y por lo general se presentaba una parte de interpretación poética, mediante el recitado del autor, lectura de ensayos cortos, sobre temas universales: la patria, el amor, la madre. La parte musical a cargo de intérpretes locales o invitados, acompañados de instrumentos.

Se creóla Primera BibliotecaPública, por el gran esfuerzo de sensibilizar ala Comisión, de don Pedro Lapeyre.

El proyecto de construir un Teatro de “La Porvenir” o “Coliseo de Plaza Independencia”; se venía manejando de casi una década atrás, tal como se muestra en un documento de la época que dice: …“Parece que pronto tendremos en Rocha, un Teatro construido con todas las reglas del arte y con frente ala Plaza Independencia…”

(Diario “La Democracia” 1900)

 

 3. La inauguración del Teatro

        

El progreso sentó sus reales en Rocha en ese principio de siglo. Así en 1908 se produjo la inauguración del emblemático “Hotel Arrarte” y la construcción del  puente del “Paso Real”, histórico camino que en forma por demás precaria entonces comunicaba nuestra ciudad con la lejana capital nacional. En 1909 hace su aparición el servicio de energía eléctrica. Ante la creación por ley de los municipios inició en su novísimo edificio propio sus actividades el naciente gobierno municipal el que cumpliera el año pasado su centenario al servicio de la comunidad.

En ese año la “Sociedad Porvenir” hizo entrega al Sr. Intendente Municipal de Rocha Don Eliseo Marzol,  de la solicitud para la construcción de un teatro en el terreno que dicha Sociedad poseía en la calle Chuy (hoy 25 de Mayo) esquina Polonio (hoy Prof. Dagoberto Vaz Mendoza).

Firmada la solicitud, el Presidente de la Sociedad Don Benjamín Graña, el 1º de junio de 1909. La memoria descriptiva de lo obra fue elaborada, por un colaborador de la Sociedad, el Ing. Grille, profesional a la vez que se desempeñaba como Inspector Técnico Regional.

Se adjunta a este trabajo copia de la Memoria Descriptiva correspondiente; donde se efectúa el detalle completo de la obra, allí están además dos integrantes de la Sociedad Porvenir firmantes; pero estamos en condiciones de afirmar que eran seis los miembros que en definitiva, llevaban la responsabilidad de la empresa.

El Teatro fue inaugurado el 23 de enero de 1910, sin estar terminado, pero con la correspondiente autorización de las autoridades, firmando a tales efectos el Ing. Grille.

Llegamos así a lo que fue la inauguración oficial del Teatro de “La Porvenir”, como se le denominó en un primer momento o “Coliseo de la Plaza Independencia.”

La noticia no pasó desapercibida para la prensa de entonces y el diario “La Democracia” hizo comentarios al respecto, previo a la primera actuación:“Compañía Capdevilla – Anuncia las funciones de la temporada, pues piensa retirarse de inmediato para la República Argentina. Mañana representará en el Teatro de la “Porvenir” el grandioso drama en cuatro actos, “El Honor”. Y la graciosa comedia en un acto “Granete”. Señoras y Señoritas; al Teatro en esa noche, que parecerá será de las últimas de la temporada que nos ofreció, la excelente y muy completa Compañía Capdevilla; pero una recomendación, aquí para  “inter nos”, a las que concurran a platea: dejad en casa los sombreros; ¡por favor!, evitad las reprimendas severas de los Gonzalo González y tantos otros mártires de la gigantesca indumentaria de vuestras extremidades superiores”.

En otra parte de esa edición correspondiente al 22 de enero de 1910 se escribió: “LA INAUGURACIÓN DE MAÑANA” -“Como dice en otro suelto, mañana tendrá lugar la primera representación en el Teatro de la “Porvenir”, subiendo a la escena obras importantes. Espérase a pesar de las circunstancias, una numerosa concurrencia. La función anunciada para esta noche, en el más antiguo Teatro, ha sido suspendida, en razón de necesitar los artistas todo el tiempo para la preparación conveniente del nuevo. Conviene hacer presente una cosa: el moderno teatro resuelve un problema, y es hacer que la familia del artesano, como todas las de más modesta posición social puedan participar de las representaciones teatrales sin imponerse sacrificios pecuniarios. Para eso la Cazuela con entrada independiente, y que queda – conviene saberlo – haciendo bis a bis con el Paraíso.  ¡Y de la Cazuela al Paraíso o viceversa, se cruzan unas miradas¡ que… que no hay más para donde ir”.

 

4. Los primeros tiempos

 

Así se van sucediendo veladas y teatralias y en esta misma década encontramos diversas noticias de la movida agenda teatral desplegada por el hoy “25 de Mayo” donde a poco de iniciada su actividad se presentaban títulos de primera línea en el repertorio internacional.

Nuevamente “La Democracia” en su ejemplar del 10 de noviembre de 1911 nos informa: “De Teatro” – “El debut de la compañía de zarzuelas, que viene, tal vez tenga lugar el jueves próximo, con un programa nuevo para Rocha, poniéndose en escena entre otras obras “El Barbero de Sevilla”. La empresa establecerá precios sumamente populares: plateas a $ 0.60; palcos con cuatro entradas $3.00;  y Paraíso $ 0.20. En determinadas noches, la Empresa obsequiará a cada uno de los concurrentes a palcos y platea, con un boleto de consumición por valor de $ 0.10- para gastos en el Café de la Sociedad “Porvenir”

 En los palcos altos se establecerá un bien servido buffet con sándwich, cerveza, champagne, etc. desde donde las damas y caballeros podrán asistir al espectáculo y tomar refrescos simultáneamente.

La temporada será pues exclusivamente de verano, y para ello se presta admirablemente el Teatro de la “Porvenir”, en las condiciones de inconcluso que le atañen, por cierto mejor que para las noches del crudo invierno.

Organizan: Damas Católicas”

Aparecieron por igual época los empresarios del biógrafo, actividad que de alguna forma, con su continuidad y el aporte por alquiler de las salas solventaban los presupuestos de los teatros, que de otra forma con presentaciones esporádicas de compañías teatrales viajeras no lo hubieran podido hacer.

El Teatro de la “Porvenir” recibió al empresario Mauricio Massonier, viajero incansable por toda la república con su biógrafo a cuestas desde 1905. No debemos olvidar que se viajaba aun en diligencias o en transporte marítimo para llegar a La Paloma y de ahí arribar a Rocha por aquellos esforzados viajeros del 900.

A La Paloma llegaban desde Montevideo, los vapores “Tabaré”, “Queguay”, “Tacuarí”, entre otros, los que cubrían las necesidades básicas de los habitantes: para la salud, alimentación, vestimenta; así también variedad de artículos que mejoraban la calidad de vida y el confort.

Pero para traer compañías o artistas al Teatro se hacía demasiado oneroso, es por esa razón que se hacen más espaciadas las presentaciones de grupos teatrales. La mayoría de las veces los conjuntos eran alojados en  casas de familias, que gentilmente brindaban sus hogares, que conocían al artista o tenían referencia por algún familiar de donde eran oriundos los actores.

Nuestros lectores deben recordar que el teatro fue inaugurado sin estar terminado, faltaba levantar toda la pared que da a la callejuela.

En un principio este espacio, donde hoy está el ambulatorio, estaba destinado a brindar al público, en mesas arregladas según la ocasión, de refrigerios y confituras. Se dice que eran frecuentes los casamientos cuyos amores allí surgieron.

 

 

Debut: Domingo 2 de diciembre. La Comedia Nacional en Rocha (1945)

5.  Una vida ajetreada

 

A fines de la segunda década del siglo pasado se produce un cambio en el nomenclátor de la ciudad y la calle Chuy donde está ubicado nuestro Teatro, pasa a denominarse “25 de Mayo”; repercutiendo ello en el propio nombre del teatro ya que es a partir de ese momento que cambia su nombre y pasa a su nombre actual de Teatro “25 de Mayo”.

En 1918 el Teatro cambia de dueños. Sus originales propietarios de la “Sociedad Porvenir” lo venden a la firma Jeofre Castro & Jiménez .

En 1921 el Teatro es arrendado a José Baranzano, con permiso provisorio de la I.M.R., comenzando a funcionar en sus instalaciones el biógrafo “Uruguay” de propiedad del arrendatario.

La situación económica del Teatro comienza a empeorar paulatinamente agravándose la situación económica de sus titulares hasta llegar al remate.

Así este se produce el 14 de abril de 1924. Los martilleros fueron Miguel Dinegri Costa y José Anza rematando la propiedad de Castro y Gimena. La base para el importante edificio era la friolera de $ 20.000, fuerte suma para la época. Los adquirentes en dicho remate fue una sociedad conformada a tales efectos por los Sres. Domingo Aguirre, Damián Biurrum, Eladio González, Nicolás Casella y Gabino A. Pereira, lo que escrituraron en su favor el edificio el 29 de abril del mismo año.

Una vez más la cuestión económica es el talón de Aquiles de nuestro preciado Teatro. Así poco tiempo después, en 1925, se anuncia su clausura pero seguirá funcionando bajo la modalidad de arrendamiento hasta 1930 en manos de Luciano Lamberti. En estos años Lamberti complementaba las funciones de cine mudo con una bien afinada orquesta de piano, violín y flauta que ejecutaba excelentísima música.

Poco después la sociedad conformada por los hermanos Rocca, propietarios del Teatro “Excelsior”, toman en arrendamiento el amplio Teatro “25 de Mayo” proponiéndose continuar con su negocio de biógrafo y novedades en esta sala. En 1930 se inauguran entonces funciones “sonoras y parlantes” con la película de Erich María Lamarque,  el clásico “Sin novedad en el frente” de ese mismo año, alegato antibelicista ganador de los Oscars a la mejor película y al mejor director. Cabe recordar que el cine sonoro había comenzado en EE.UU. poco tiempo antes con la película “El cantante de jazz” en 1927, lo que demuestra la rapidez con que nuestra ciudad tuvo a su alcance la más modernas tecnologías de la época.

En 1932 desembarcó en Rocha el fuerte empresario cinematográfico de origen austríaco Max Glücksmann, quién fuera propietario de más de 70 salas de exhibición a lo largo y ancho de Argentina y del Uruguay en la época de oro del celuloide. En Rocha tomó un virtual monopolio arrendando las tres salas que existían en la ciudad. Se firmó un contrato y se encararon mejoras edilicias, las que serán las últimas realizadas en la esfera privada, comenzando un período de paulatina decadencia, hasta que el Teatro pasa luego de sesenta años a la esfera pública.

A comienzo de los ´60  se forma una Comisión Pública de Vecinos integrada entre otros por la Directora de Cultura de la Intendencia Municipal de Rocha Mtra. Marta Nieves Barbé, Dr. Albérico Mogni, Mtro. Jaime López Barrera y autoridades nacionales del momento electas por el Departamento y se emprende un gran movimiento popular, destinado a rescatar el viejo Teatro “25 de Mayo”. En ese momento existían problemas sucesorios que complicaban la comerciabilidad del inmueble el que se hallaba en pésimo estado de conservación, con seria amenaza de demolición y con un posible remate pesando sobre él.

En 1963 el Representante Nacional por Rocha Prof. Carlos Julio Pereyra realizó un planteo en su Cámara solicitando que el bien fuera adquirido por el Estado. Sus palabras pasaron al entonces Ministro de Instrucción Pública y Previsión Social Prof. Pivel Devoto. Dicho ministerio corre con las correspondientes gestiones administrativas resolviéndose por la expropiación al amparo de las leyes vigentes.

El proceso legal continúa trabajándolo afanosamente el señor Intendente Municipal Mtro. Jaime López Barrera y Representantes Nacionales y por Resolución del Poder Ejecutivo, llega la autorización del Ministerio de Educación y Cultura para su adquisición y destino actual.  Definitivamente el 15 de junio de 1970 el M.E.C. a través de su Ministro Dr. Carlos M. Freitas, comunica al Sr. Intendente Municipal de Rocha la firma de la escritura, de la compra del Teatro “25 de Mayo”, encomendándose a nuestro municipio la administración del mismo.

Transcurren las décadas y por Resolución Nº 2.706 del 16 de octubre de 2001 se designó, para efectuar el reciclaje, ante el deterioro del Teatro a una Comisión que se denominó “AMIGOS DEL TEATRO”; integrada por la Prof. Alba Machado Saralegui, Prof. Mirta Casella de Féola, Mtra. Antonia Mesías de López Delgado, Prof. Marta Baranzano de Caligaris, Mtra.Margarita Ramela de Vaz Mendoza, Prof. Pura Paciello Llanes, Voltaire Barboni, y Juan Ángel Féola. Contaron con el Asesoramiento de Técnicos de la I.M.R.. Con invalorable ayuda de grandes amigos, tuvieron algunos logros, pero los mismos no fueron suficientes.

A partir del 30 de setiembre de 2005, el Sr. Intendente Municipal de Rocha, Sr. Artigas Barrios, el Sr. Director de Cultura Fernando Rótulo y el grupo de asesores, se hicieron responsables de la terminación de las obras, quedando el grupo de “Amigos del Teatro”, como colaboradores incondicionales de la comuna rochense, para todo lo que signifique referencia sobre el Teatro y desarrollo cultural del departamento.

La Administración del Intendente Artigas Barrios promovió la concertación de una donación del gobierno de Islas Canarias de 20.000 euros, aportes de materiales procedentes del remodelado Teatro Solís y una gran actividad popular, llamada “25 por el 25” que tuvo gran repercusión social pudiéndose realizar una magnífica obra de puesta a punto del emblemático teatro que una vez más pasó a ser eje de la vida cultural rochense. La reinauguración se produjo el 17 de marzo de 2007, luego de siete años de estar cerrado, con el concierto de Vivaldi “Las cuatro estaciones”.

Debemos destacar el simbólico gesto de la Mtra. Totoya Consolandich, al enviar la sexta parte de la alfombra que perteneció a sus antepasados y que ella, guardó celosamente, para el momento de la reinauguración. Según su carta muy emotiva, la alfombra fue parte de la inauguración el 23 de enero de 1910, al disolverse la sociedad de la primera Comisión Directiva que eran seis, la dividieron en partes iguales y quedó como recuerdo familiar. Todos los que visitaron el Teatro ese día, pudieron admirarla en la Sala de Exposiciones donde se realizó la Muestra de los años vividos, con esplendor por nuestros mayores en el Templo de la Cultura Rochense. Luego pasó al destino que solicitó la donante en el  Museo Regional “Milton de los Santos.”

El 23 de enero de 2010 se cumplió el centenario de nuestro remozado teatro, lo que fue festejado con un espectáculo de Washington Carrasco y Cristina Fernández y contó con la presencia de diversas autoridades nacionales y departamentales, la Intendenta Municipal de Montevideo Hyara Rodríguez y el embajador de la República Argentina, Hernán Patiño Mayer.

 6. Cuando el Intendente va al teatro

 

En 1913 la Intendencia Municipal, emite un comunicado que llevaba la firma del Sr. Secretario Eduardo Fernández Echenique el día 5 de febrero, y dice así: “COMUNICADOA los fines que haya lugar, transcríbese a continuación el Artículo 17 del Reglamento de Teatros y espectáculos públicos, últimamente reformado por la Honorable  Junta, el que ha quedado redactado así: Art. 17 de acuerdo con la resolución del P.E. de fecha 21 de agosto de 1911, en todo local de espectáculos públicos, tendrán los miembros de la Junta e Intendente, reservada localidad preferente. Tratándose de Teatros, dicha localidad consistirá en un palco con sus correspondientes entradas. El señor Intendente Municipal y su Secretario, tendrán libre entrada a los locales de espectáculos públicos a cualquier hora del día o de la noche.”

(Diario “La Democracia”)

 

 

7. No todo eran rosas

 

En este mismo año de 1913, un 13 de agosto de 1913 se publica: “TEATRALIA – Más bien escasa, que siquiera regular, fue la concurrencia a la función de anoche.

Lástima, pues tanto “El Guitarrico” como “El Pobre Valbuena”, pocas veces hallarán interpretaciones felices como las de anoche. Igualmente la chistosa de Vital Aza, “Levantar muertos” que hizo pasar un buen rato al siempre respetable, aun cuando escaso público. El barítono Jiménez tuvo ocasión de lucir su potente voz, así en la bella romanza monólogo de “La Tempestad”, como en la siempre preciosa serenata (Jota) de “El Guitarrito”, cosechando nutridísimos aplausos en ambos números y mereciendo los honores del bis. En resumen, una función digna de mayor número de espectadores, bajo todo punto de vista.

 

 

8. Hombres desairados

 

Hemos seleccionado del 29 de diciembre de ese mismo año este muy curioso artículo, donde ya aparece la figura del preclaro ciudadano que fue don José Ribot, titulado:

De Teatro – LA  VELADA  DE  ANOCHE – Una nota social y artística resultó esta velada dramático-literario –musical efectuada anoche en el Teatro Porvenir, con motivo del debut del Cuadro Dramático “Juventud Rochense”. El vasto programa anunciado fue cumplido estrictamente. El discurso de apertura del Señor Ribot que fue correcto y de una sencillez agradable, recibió general aprobación. Luego la serenata de Schubert ejecutada brillantemente por el inteligente guitarrista jóven José B. Correa, recibió estruendosos aplausos. “La Donna e móvile”, cantada por el joven José Tudesco y acompañado al piano por el profesor de Moncada, gustó mucho. Bella interpretación tuvo También el Vals “A ti” ejecutado en violín por el joven José Correa y Correa y acompañado al piano por el Sr. Moncada.

Ahí terminó la 1ª  Parte entrando la 2ª con “Moraima”, ejecutado al piano por Moncada y siguiendo con la representación de la comedia en un acto y verso titulada  “Barro y Cristal”;obra elegida para el debut del Cuadro Dramático. En general los muchachos estuvieron correctos, distinguiéndose en sus respectivos roles Gardeazábal, Techera y Fernández. Felicitámoslos  y de un modo especial a su director Sr. Ribot cuyo esfuerzo, en presentar una representación aceptable, es evidente.

En 3ª parte una sinfonía a piano y la extensa del Maestro de Moncada “La mujer, lo que fue, lo que es y lo que debiera ser”, cuyo juicio no compartimos, ni podemos pensar que el Sr. De Moncada opine de una manera tan desairada respecto a los hombres en los procesos diversos de la vida que el amor presenta. Es una tesis apartada por completo de la lógica, la que sustentó el conferenciante.”

En esos años vemos cómo la prensa escrita, se manifestaba con total espontaneidad ante acontecimientos sociales, culturales y políticos. La libertad de expresión de nuestros medios de comunicación, tienen una muy larga trayectoria y entendemos que es una de las mayores riquezas de un país. Y a no olvidar que aquí estamos trabajando con prensa escrita departamental de 1913.

 

9. Flor y nata

 

Se destacaba como gran acontecimiento artístico para el 22 de agosto de 1921 la presentación de un recital poético de composiciones de la autoría de Luis Onetti Lima por su propio creador,  prestigiando este acontecimiento los Doctores Arturo Lorenzo y Losada, Rodolfo M Juanche, Aurelio Barrios Amorín, Aníbal Zárate, Rafael Rivero, Francisco Marino y Sres. Miguel Dinegri Costa, Facundo Machado, José A. Ribot, José Carduz Viera, Juan T. Amorín, Miguel Pessolano Fernández, Mario Bordabehere, Víctor J. Barrios, Gregorio Anza, Ramón Cerdeiras y Carlos N. Rocha.

El presidente Juan José de Amézaga y el intendente Arístides Lezama (ambos al centro) en el Teatro “25 de Mayo” durante los festejos de los 150 años de l fundación de Rocha (1943)

 

 

10.  ¡Fuera las butacas!

Cabe destacar en 1943 la visita oficial en nuestra ciudad del Presidente de la República Dr. Juan José Amézaga, caso único en la historia rochense, durante nada menos que tres días. La razón no era nada menor, se trataba de acompañar a la comunidad local en los Actos y Festejos Conmemorativos del 150 Aniversario de la Fundación de la ciudad de Rocha. Amézaga es el único presidente en ejercicio que concurriera a nuestro Teatro .

El Comité Organizador de la tan ilustre recepción tenía como Presidente al Intendente Dr. Arístides D. Lezama, Secretarios a Rómulo O. de los Santos, y Juan Rodríguez Correa.

El primer Acto Cultural tuvo lugar en el Teatro “25 de Mayo” con intervención del ilustrado conferencista Dr. Rodolfo Almeida Pintos y del brillante guitarrista Ramón Ayestarán. Se continuó con variada programación y el día 29 de diciembre, el momento central del agasajo al notable visitante, se realizó un gran baile en honor del Sr. Presidente de la República y su Comitiva, que tuvo lugar en el Teatro “25 de Mayo”. Al otro día 30 desde las ocho de la mañana continuó la conmemoración con competencias de ciclismo, partidos de bochas, fútbol, exposiciones de Rocha Antiguo, una Conferencia del Dr. Francisco H. López, quema de fuegos artificiales; finalizando nuevamente con un gran baile Popular dentro del Teatro “25 de Mayo”, al que le fueran levantadas en ambas oportunidades por única vez todas sus butacas para oficiar como Salón de Baile.

 

11. Racconto

A continuación daremos un pantallazo de algunas de las obras, actores, espectáculos e interpretes que jalonaron a lo largo de los años la actividad de nuestro máximo recinto cultural departamental.

En 1923 se presentaron los jóvenes concertistas Cotelo Freire, Moirano y Coirolo; ofrecieron una selecta audición el 23 de noviembre, demostrando la presencia de valores locales en el firmamento cultural.

Ese mismo año se organiza la “Gran Fiesta del Trabajo”, llevada adelante por Enrique Escardó, Miguel Dinegri Costa y José L. Anza. Se trataba de una Exposición Comercial e Industrial. Primera vez que se adecua en plano horizontal el piso del Teatro.

De documentación del diario “La Palabra” del 11 de agosto extraemos la nómina de damas expositoras y la categoría respectiva: Angela Correa (Capa de lana), Ulanda P. de Barboza (Combinación de seda), Srta. De Fernández (Saco de piel y trajecito de bebé),María Teresa Machado de Pita (Cortinas y colchas bordadas y pintadas al óleo), Lía Amaral Amatti (Pinturas), Anita Sabatino de Pereira (Flores), Olegaria D. de López (Frutas y Hortalizas en conserva), Juanita D’Alessandro (Labores y trajes de señoras) y Juana N. de López (Fantasías)

En 1939 Nibia Mariño se presentaba en Rocha en su segundo Concierto, contribuyendo a la Gran Cruzada- Pro Timbre de Salud, con la finalidad de combatir la tuberculosis en nuestro medio

En 1941 se realizó el debut de la Compañía Brasileira Ribeiro-Cancella, con la obra “Quién besó a mi mujer”. En igual año se lleva a cabo un concierto de guitarra de Ramón Ayestarán, con presentación de Don José A. Ribot. Tiene lugar un Festival Artístico organizado por el Rocha Atlethic Club bajo la dirección de un todavía escasamente conocido Atahualpa del Cioppo, fundador de la Compañía “El Galpón”, con el seudónimo de Azulina, dirigiendo a niños rochenses. Actuó la Compañía Radio Teatral de Élida Acosta- Floreal Cavalleri con la obra, “En mi vida estás tú” de la uruguaya Silvia Guerrico y se llevaron a cabo diversos festivales y obras benéficas y de entidades educativas como el festival artístico a beneficio de la A.C.H.A. (Comisión de Apoyo al Hospital de Rocha), el concierto de guitarra de Julio Martínez Oyanguren, auspiciado por la Alliance Française de Rocha y el realizado por el Colegio San José organizando un Festival  Literario–Musical de las alumnas dedicándola a sus familiares.

El 30 de setiembre del ’42 Función de Teatro con Compañía dirigida por Graziella Gianelli Suárez, llevando a escena “Pueblo de las mujeres”, con China Zorrilla, Marita Brusco y un gran elenco.

En 1943 también se desarrollan funciones a beneficio de la activa A.C.H.A.  esta vez con la Orquesta del Club Social Rocha que dirigen los Profesores Peri-Saldain, demostrándose así la vitalidad cultural de nuestras instituciones sociales en aquel entonces. La mujer tiene también su lugar y así comparecen sobre tablas Olga Pierre y su Conjunto Femenino de guitarras. En ese año el teatro también tiene lugar para los homenajes y así se agasajó al médico humanista Lauro Cruz Goyenola, el 22 de abril con un espectáculo artístico musical, con participantes locales: José A. Ribot, Prof. Agustín Peri, Titina Schiavo, Paloma de los Reyes, Carlos Amaral, etc.. Este destacado profesional de aquel entonces,  vivió en nuestra ciudad en la calle 25 de Mayo entre Treinta y Tres y Florencio Sánchez y se ganó también, el altísimo honor de que su nombre quedara en la historia y el recuerdo. Policlínica” Dr. Lauro Cruz  Goyenola,” ubicada en el Barrio Lavalleja de nuestra ciudad.

Este año estuvo rebosante de actividades culturales. Así se presentó la Compañía de Zarzuelas de Alejandro Giovanini, permaneciendo una semana, con una variedad lírica-española, que dejaba al público de pié, en un aplauso que brotaba de lo más profundo de los sentimientos de los espectadores. Engalanó nuestro coliseo cultural la actuación de la Compañía de Margarita Xirgú con el romance popular Mariana Pineda de Federico García Lorca; mostrando desde el escenario su señorío y su indudable categoría de artista. El SODRE dijo presente con su Cruzada Pro –Divulgación Artística por el interior de la República.

No podía dejar de estar presente la actuación de la Banda Municipal de Rocha dirigida por el interminable Prof. José Yanneo, todo un símbolo de nuestra cultura departamental. Paralelamente a estos eventos organizados por distintas Instituciones Sociales, Culturales y Deportivas, el Teatro “25 de Mayo”, tenía permanentes muestras de Cine de Gran Nivel. Ello motivaba excelente concurrencia. Cómo no recordar, desde Libertad Lamarque hasta Joan Crawford, desde Mario Moreno (Cantinflas) hasta Clark Gable. Un día era Blanquita Amaro, otro Alfredo Barbieri o Chito Galindo. Ese año tuvo lugar el Primer Acto de Fin de Curso del Conservatorio Municipal de Música presentándose los alumnos y Masa Coral. También en ese movido año se presenta otro Concierto de Guitarra de Julio Martínez Oyanguren y el deporte también dice presente en la cultura en un hecho que hoy parecería imposible: se desarrolla un Concierto Lírico –Musical a beneficio del Club Ciclista Intrépido con la actuación del tenor Raúl Manzoni acompañado al piano por el Prof. José A. Peri. Una vez más interpreta un amplio repertorio clásico  la Orquesta de Saldain-Peri. Los estudiantes, otros tiempos también, marcan su iniciativa: la Asociación de Estudiantes de Preparatorio “Dr. Domingo López” presenta de Alejandro Casona la comedia en tres actos “Prohibido suicidarse en Primavera” bajo la dirección del Prof. Rosalío A. Pereira. De la misma Asociación y bajo la  misma dirección; en octubre del mismo año se presentaba la Comedia en Tres Actos de Jacinto Benavente: “Rosas de Otoño”.

En 1946 se produjo la actuación del Coro Popular del Conservatorio Municipal de Rocha, de reciente fundación, bajo la Dirección del Mtro. Néstor Rosa Giffuni, otro referente cultural de nuestra tierra, coro que luego llevaría el nombre del maestro con posterioridad a su fallecimiento en 1958. Raúl Manzoni nuevamente dijo presente como tenor conjuntamente con el recitador Eduardo R. Fonseca, acompañándolo al piano,  Prof. José Agustín Peri. Como hecho histórico se produjo también el primer concierto de Carlos Julio Eizmendi (Becho) un joven violinista de tan solo 17 años presentado por la Prof. María Élida Marquizo y acompañada al piano por la Prof. Mabel Freire Machado. El tiempo transformaría a este rochense en un violinista de destacadísima fama internacional.´

Dadh Sfeir

 Durante el año 1950 se realizó el debut de la Compañía Teatral de Hugo Beltrán y Lena Lombardo con la obra del joven rochense Isaac Korseniak e intitulada “Un milagro de amor”. En ese año comparece por primera vez en nuestra tierra la Comedia Nacional con las obras “La Patria en Armas” de Juan Luis Bengoa, “Bodas de Sangre” de Federico García Lorca con la extraordinaria actriz Margarita Xirgú y – organizado por I.M.R. (Comisión Municipal de Cultura) y el Club Social Rocha, la obra “Cantos Rodados”·. El grupo “Amigos del Sobre” presentó un recital de guitarra y violín ejecutados por Carlos Ferreiro Freire y Francisco José Musetti.

En el transcurso de los años 1953 a 55 hacen su aparición los Festivales de Danza. La Academia de Ballet de Rocha, bajo la Dirección Artística de Susana Mondito, se presenta con una destacada muestra con sus alumnos en ese período. Tiene su espacio la exposición de artes plásticas en sus instalaciones destacándose en este momento la Prof. Mtra. y Pintora Marta Nieves Barbé.

Apareció en esos años por primera vez la Compañía  “El Galpón”, gran atracción, presentando “Las manos de Eurídice”. En lo local se destacó la actividad del Cuadro Dramático “José A. Ribot” con obras de Florencio Sánchez y de Quinteros bajo la Dirección de Hugo Duhalde. La Comedia Nacional nos trajo en ese período “Un día de octubre” de J. Kaiser, con la dirección de Humberto Nassari, “El hombre, la bestia y la virtud” de Luigi Pirandello y “Almendras amargas” de Juan Carlos Patrón y J. Estruch. La E.M.A.D. desde Montevideo ponía en escena la archiconocida obra “La Casa de Bernarda Alba” de García Lorca, bajo la Dirección de Héctor Cuore. Nuestro escenario también se engalanó con la actuación de la Orquesta Sinfónica de Montevideo bajo la Dirección de Carlos Estrada. La creación local también tiene su lugar con el Cuadro Dramático José A. Ribot en “Noches de Carnaval” de Cordone bajo dirección de Héctor Cuore

Los años ´60 y ´70 nos trajeron conciertos del gran Maestro Héctor Tosar, la Comedia Nacional con Estela Medina y su gran elenco llevando a escena “El Misántropo de Moliére, el Teatro Ciudad de Rocha con dos obras de José A. Ribot: “Mi amigo Pérez” y “Alas” con puesta en escena del actor Orlando Tocce y con la Comedia francesa de George Trevagné, “Vendré como un ladrón”, con dirección del mismo Orlando Tocce. Arribó a nuestro escenario la  primera actriz Estela Castro en “Ana Monterroso de Lavalleja” de Milton Schinca bajo la dirección de Laura Escalante.

Dice presente Carmen Navarro, el Ballet de Cámara de Montevideo con la Dirección de Hebe Rosa, se lleva a cabo el Concierto de la Orquesta Nacional de Cámara III Salón del Interior, presentando “Cantata a Rocha”, se presentó el Teatro Circular de Montevideo, varias veces la Escuela de Danza Moderna de Rocha con la Dirección de Hebe Rosa, otras tantas la E.M.A.D. con su Director Orlando Tocce (Antonio Larce, nombre artístico), todo en medio de una infinidad de obras que para no hacer tan  extenso el trabajo no las detallamos.

La reinstitucionalización democrática generó un nuevo impulso a nuestro espacio cultural. Así  en 1986 reaparece la Comedia Nacional con Alberto Candeau en “La Nona” y se presentó ” La Edad del viento” de Dahd Sfeir. En 1988 se llevó a cabo el Concierto de Coros con la participación del Coro Municipal “Néstor Rosa Giffuni”. Y se llevan a cabo en su escenario varios Festivales Interzonales de Coros Municipales con los auspicios del M.E.C. participando Durazno, Canelones, San Carlos y Rocha.

Tiene lugar también Concierto de violín a cargo de la artista japonesa Mariko Senjú acompañada al piano por Kazuokki Fujii.

Por esos años el teatro también fue un ateneo donde disertaron diversos profesionales universitarios sobre la más variada temática.

Se fundó “Amigos del Teatro”. Docentes destacados y amigos de Rocha forman este grupo con el objetivo de apoyar y promover la cultura en sus más diversas formas, hecho señero en la vida de la institución teatral local. Trabajaron con entusiasmo, invitando a estudiantes liceales, del Instituto de Formación Docente y alumnado de escuelas. Por su intermediación se gestionó la llegada a Rocha de obras recién estrenadas en Montevideo como fueron “Madame Curie”, “Master Class”, participando personajes de la valía de Jorge Curi, Dahd Sfeir, Taco Larreta, Nidia Telles, Estela Medina entre otros.

En ese año se llevó a cabo el Concierto Coral organizado por la Cruz Roja de Rocha, con un lleno completo en la sala de nuestro Teatro. Participaron en dicho evento: Coro de Voces Blancas del Conservatorio Municipal de Rocha “Arístides Lezama”, Coro Gabino Méndez Blanco de Castillos, Coro Municipal de Maldonado, Coro Mayor del Conservatorio Municipal de Música “Arístides Lezama” de Rocha y Asociación Coral Lascanense Dr. Roberto Introini. Luego de finalizada la actuación de cada Coro, todos juntos interpretaron Cantata sobre “La Leyenda Patria” de Juan Zorrilla de San Martín con música de Néstor Rosa. Tuvo lugar también un Festival Extraordinario de los Coros del Este con la Orquesta Filarmónica de Montevideo, con un lleno completo.

Por esos años el Teatro “25 de Mayo” vistió sus mejores galas y homenajeó al su afamado luthier, argentino de nacimiento y rochense por adopción, Dino Menichini, íntimamente vinculados a los festivales corales del este. Actuaron los Coros de Treinta y Tres, Chuy, Castillos, Rocha, Maldonado, Minas y Lascano.

El tango también tiene su lugar natural en el “25 de Mayo” y así se presentó “Gardeleando”, grupo de Maldonado, con un lleno completo en “Homenaje al Tango”

Como lugar natural para los reconocimientos tuvo allí lugar el homenaje a la figura señera en al panorama intelectual y cultural nacional como lo fue el Prof. Rosalío A. Pereira, ya sobre el final de su vida, con actuación del Coro Municipal de Rocha “Néstor Rosa Giffuni” y con  conferencia sobre su obra y vida. Tuvo lugar también en nuestro teatro el homenaje que también se le realizara a dicho docente por su nombramiento en 1991 como Miembro de la Academia de Letras, galardón que sumó a su trayectoria, como Asesor de Cultura de la Intendencia Municipal de Rocha y su proficua labor como docente en el desarrollo de la Educación del País. En la oportunidad tuvo lugar la actuación del Coro Mayor del Conservatorio Municipal bajo la Dirección del Mtro. Néstor Rosa Civitate y del Coro Municipal “Néstor Rosa Giffuni”, con la Dirección del Prof. Kidie D’Elías.

Los ´90 fueron testigos de ”Quién le teme a Virginia Wolf”  con actuación de: Taco Larreta y nuestra conocida Dahd Sfeir, “Mano a mano” con Ruben Yañez y otra vez más Dahd Sfeir, “Cuarteto” con la Dirección de Eduardo Schinca, ”Un Amor en Mallorca” Nidia Telles y el humor con la obra teatral “Mangacha, la Maestra y una Hormiga para Muestra”, con Laura Sánchez y de la recientemente fallecida Imilce Viñas

En esa década tuvo lugar también el Encuentro de Teatro de Niños y Jóvenes Brasil-Uruguay- Argentina- Chile, bajo la coordinación de España Andrade, la presentaciòn del Teatro del Liceo Departamental en la obra “Evolución del Pensamiento Filosófico”, la actuación del Coro Departamental de Enseñanza Primaria, bajo la Dirección de la Prof, Cecilia Olivera. El cine internacional viste de gala nuestra sala con la exhibición de la película española “Volver a empezar”, nominada al Oscar como mejor película extranjera. Nos visitan también de otros lares del interior, llegando el Teatro Independiente de Rosario de Colonia presenta la obra “Hablemos a Calzón Quitado”. Despedimos a nuestros a artistas locales que viajarán a España: Nelson “Pindingo” Pereira, María Boffano, Dúo Solipalma y Carlitos Miraglia. Nuestros artistas locales se reúnen sobre tablas con Larbanois- Carrero en concierto con la participación del Grupo de Danzas “Los Nativos” de Chuy. Presencia también de Imilce Viñas, llevando a escena, “Coquita Diputada”. La danza llegó en una noche de gala con la presentación de Lilia Sabitoba, primera bailarina del Teatro Bolshoi y egresada del Teatro de Moscú.

Retornó a escena “¿Quién le teme a Virginia Wolf?” con la dirección de Jorge Curi y las actuaciones de Dahd Sfeir y Antonio “Taco” Larreta. Se representó “El Misterio de Gardel”, audiovisual con Carlitos Miraglia al piano, el recitado de Ricardo Olivera y la conducción del Prof. Jesús Perdomo. Tiene lugar la “Cantata” con la presencia de la Orquesta Sinfónica del Sodre y del Coro Municipal “Néstor Rosa Giffuni” siendo su  autor y director el maestro Néstor Rosa Civitate.

El teatro a full: festejos de fiesta de fin de cursos del Jardín de Infantes Municipal (1996)

Los “Amigos del Teatro” presentaron un ciclo de Homenaje a García Lorca con disertaciones y un análisis-literario del poema “Llanto por Ignacio Sánchez Mejía” a cargo del Prof. Voltaire Barbone.

Lo popular y participativo ha tenido su lugar en nuestro teatro. Así se hicieron las Fiestas de Fin de Cursos del Jardín de Infantes Municipal “Pasos y Sonrisas”; con un equipo de docentes y profesores de música especializados del Conservatorio Municipal. Se contó con la participación directa de los Padres, integrados en las actividades sobre el escenario. Así padres y madres funcionarios municipales vivieron, y crearon inclusive, letras dedicadas a sus hijos que fueron cantadas por ellos para despedida de cada año; acompañándose de instrumentos personales.

Se presenta el Grupo de Teatro Independiente, presentando: “Abran cancha que aquí viene Don Quijote de la Mancha”.

En el año 2000 se lleva a cabo en el Teatro “25 de Mayo” el Foro Cultural “Para viejas estructuras, una mirada nueva”.

El nuevo siglo no trajo la presentación  del Coro de Montevideo “Voces Amigas”, dirigido por Mario Ocechiuzzi, traídos por C.E.P.A.R. UNI 3. Una vez más Dahd Sfeir llegó en  un mensaje de fe, amor y esperanza; “Cantares de Luz” presentado por “Amigos del Teatro”, reitera su presencia con “Cantares de Amor y Humor”.

Tuvo lugar “Evocando el Ayer” Actuación del Coro de CEPAR UNI – 3 y alumnos de la Escuela Nº 72  “Peregrina Balboa” realizándose una conferencia sobre la trayectoria de la destacada docente.

“Cultura en Obra” nos trajo “Filomena Maturano” de Eduardo Filippo por Nidia Telles y Nubel Espino.

Sabemos que la historia de nuestro Teatro involucra a muchos otros personajes del quehacer artístico, tales como: Alberto Castillo, Donato Racciatti, Hugo del Carril, Atahualpa Yupanqui, Jorge Cafrune y tantos otros y otras artistas y cantores; líricos y populares del ámbito local, nacional e internacional en un listado imposible de realizar en el contenido de este artículo, pero todo ello demuestra el aporte del Teatro “25 de Mayo” a la cultura departamental.

No sería justo de mi parte para finalizar este capítulo no mencionar al joven valor rochense; José Pereira, funcionario municipal, Director del Grupo de Teatro “Contraescena” que se destaca por su amor al trabajo en el recinto teatral y por sus condiciones como Actor y Director del grupo humano que dirige.

A él y a los funcionarios que trabajan en el Teatro nuestro agradecimiento permanente.

 

12. Telón

 

 Estimados lectores en este trabajo hemos rescatado todo aquello con lo que nos sentimos más que seguros, por tener de ellos documentación a la vista.

Saben que ustedes han sido, un apoyo permanente al alcanzarnos material para este trabajo.

Ha pasado el tiempo. Se ha trabajado con sacrificio, con dificultades, pero con un objetivo más que claro; ofrecer a la sociedad rochense y porqué no a todo el País, una joya arquitectónica, hoy totalmente renovada.

Se ha contado con el apoyo económico necesario  y se ha contado con el estímulo permanente de la población.

Quedó demostrado el día del “25 por el 25”.

Hoy con muchísima modestia debemos agradecer el respaldo y la confianza de la sociedad, las Autoridades Nacionales y Departamentales para que “Nuestro Teatro” sea una realidad.

Que esta realidad recuperada sea el mojón inicial para continuar iluminando otra época de esplendor de nuestra cultura departamental y nacional.

Ahora hay que demostrar que podemos continuar, día a día aportando positivamente, no sólo desde la crítica, más allá de sus bondades para mejorar en nuestra vida y trabajo diario.

Tenemos que hacernos presentes en las distintas organizaciones y entender que somos todos hermanos en y por nuestra historia.

Se necesita de aquellos que saben, los que pueden y deben acercarse.

Es una obligación, un llamado de nuestros antepasados,  para contribuir en todo sentido a mejorar cada día, en beneficio de aquellos que seguirán nuestros pasos.

A no olvidar: cada día que pasa es hoy.

 

 

Tags: