SUMARIO: 1. Presentación – 2. Los primeros pasos – 3. Construcción y financiación – 4. Instalaciones – 5. Designación del Estadio Municipal con el nombre de “Intendente Municipal Dr. Mario Sobrero – 6. Inauguración – 7. Los nombres del Estadio – 8. Apostillas – 9. Fuentes consultadas y agradecimientos

Creo interpretar el sentir del pueblo al manifestar que es esta una obra que él mismo aspira y reclama. El deporte tiene la alta virtud de unir a todas las clases sociales del pueblo en una manifestación de perfecta democracia.

Dr. Mario Anza Vigliola
(Sesión de la Junta Departamental de Rocha del 16 de setiembre de 1955)

1. Presentación

En su largo historial – más de cien años -, el fútbol de Rocha tuvo muchos escenarios deportivos, cada uno acorde con su época.

En la década del cuarenta del siglo pasado y luego de haber obtenido el primer título de campeones del Este en 1945, y debido a la visita de equipos capitalinos a Rocha en forma más asidua, comenzó en el ambiente futbolero y gubernamental a crearse un clima referente a la necesidad de un escenario deportivo acorde con la importancia que iba tomando este popular deporte en nuestra sociedad.

Pero más que una cancha, lo que se necesitaba y pedía la gente era un estadio, moderno, a la altura de los mejores.

Las instituciones deportivas del medio lo reclamaban desde tiempo atrás, pero lo cierto era que sus anhelos no se habían concretado. No se concebía por entonces que una ciudad como Rocha, eminentemente futbolera, no dispusiera de un escenario acorde a su sociedad deportiva y progresista.

Llevó casi una década la concreción del mismo desde 1947, pasaron varios intendentes de distintos partidos políticos, decenas de ediles, finalmente el deseo popular llegó a su concreción y Rocha tuvo su Estadio Municipal.

Hoy en este artículo de la Revista Histórica Rochense, queremos rescatar hechos, nombres y acontecimientos que se dieron para que tal fin fuera una hermosa realidad, que hasta el día de hoy, a casi sesenta años de su inauguración, sin casi ninguna reforma en su estructura original, siga siendo uno de los mejores estadios de fútbol del interior de nuestra república.

2. Los primeros pasos

Fueron en el Gobierno Departamental de Don Blanco Pereyra Núñez, hombre perteneciente al Partido Nacional, quien fue Intendente Municipal en el período de 1947 a 1951. Este tomó la iniciativa de dar el puntapié inicial al sueño del pueblo rochense.

Así en su Plan de Gobierno para el quinquenio se previó una partida de dinero de $ 40.000.oo de entonces, para la construcción de un Estadio Municipal en nuestra ciudad capital.

Por distintos motivos el Intendente Pereyra no pudo llevar a cabo su proyecto, el que quedó librado en su concreción a futuros gobiernos.

Por iniciativa de Don Ángel Rocca Crelis, un grupo de 30 vecinos compraron un terreno en el Barrio Ravera de nuestra ciudad a los sucesores del citado Ravera para la construcción de una cancha de fútbol, allá por 1951, pagando la suma de $ 6.000,oo y generaron así el embrión inicial de lo que luego sería el Estadio Municipal de fútbol de nuestra capital departamental.

Según la documentación a la que tuvimos acceso, algunos de aquellos vecinos fueron el Esc. Lino E. Silvera, Francisco Vázquez Curcho1, Polonio Garicoits2 y Ángel Rocca Crelis3.

Estos caracterizados ciudadanos dieron así un importante paso para la obra del futuro escenario deportivo, porque no solo compraron el terreno, sino que luego se lo vendieron al Municipio y en un gesto de enorme destaque y valor, donaron lo percibido al propio Gobierno Departamental para la realización de las obras del Estadio.

Esta información se desprende del Acta de la Junta Departamental de su sesión del 29 de noviembre de 1951, cuando el Edil Prieto en nombre de la Liga Rochense de Fútbol hizo referencia a una petición de la misma para que la Intendencia hiciera arreglos en la cancha Municipal –hoy conocida como El Tenis-, habiendo recibido por parte del entonces Intendente Suplente, Alcides Cambre, ante la falta de disponibilidad en los rubros presupuestales, la repuesta que se satisfarían las aspiraciones de aquella entidad deportiva, con el cerramiento del predio de juego.

Manifestó el Intendente Cambre “que es su deseo ir a la construcción del Estadio Municipal en el predio a adquirirse, sin que ello signifique desatender el mantenimiento de la cancha actual”.

En la misma sesión el Intendente dijo: “Que aprovecha la oportunidad para solicitar de la Junta, que en esta sesión se de la autorización necesaria para que los dos Ediles que son co-propietarios del predio a adquirirse para el Estadio, puedan efectuar la venta. Aprovechando el quórum existente, solicita que de acuerdo con lo dispuesto por el Art. 38 de la Ley 9515, se autorice expresamente a los Ediles Sres. Esc. Lino E. Silvera y Francisco Vázquez Curcho para enajenar a favor del Municipio las cuotas partes que en el terreno a adquirirse les corresponde.” a los efectos de salvar las incompatibilidades. La autorización fue concedida por unanimidad.

A continuación, y según se desprende de la citada acta, el Edil Esc. Silvera manifestó que por su parte él donaba a favor del Municipio el importe que en esa venta le correspondería, para que fuera destinada a la instalación de luz eléctrica en el futuro Estadio, lo que también fue aceptado unánimemente.

El Edil Sr. Prieto expresó que estaba autorizado por el Sr. Polonio Garicoits, para ofrecer al Municipio, en donación la parte del precio que al nombrado le correspondía como copropietario del predio.

El Edil Sr. Vázquez Curcho, hizo así mismo igual manifestación, donando su parte del precio de compra.

Ante las manifestaciones anteriores, el Edil Sr. Lumber Corradi Irisarri4 dejó constancia de la satisfacción con que se reciben esos gestos de liberalidad de los Ediles Sres. Escribano Silvera y Vázquez Curcho y del Sr. Garicoits.

El Intendente Dr. Mario Sobrero, que había sido electo en los comicios de 1951 por el Partido Colorado, con el espíritu comprensivo que era una de sus características, se decidió a no postergar más esa construcción y se abocó a su realización.

Uno de sus primeros actos fue dar trámite a la compra del terreno en las condiciones que habían propuesto los vendedores, o sea donando lo que percibían por su venta para las obras de un Estadio en el referido predio.

En junio de 1953, la Intendencia de Rocha había comprado al Instituto Nacional de Viviendas Económicas una parcela de terreno lindante a la adquirida por los vecinos donantes del predio. En marzo de 1954 el Intendente debió de realizar nuevas gestiones ante el referido Instituto, la Junta Departamental y el Tribunal de Cuentas de la República para comprarle una parcela de terreno que no había sido incluida en el croquis original por creerse por parte del Agrimensor municipal que la misma ya era propiedad municipal, y así poder completar el título de lo que sería el Estadio.

En enero de 1952, la Sección Informes a la Prensa de la Intendencia Municipal, dio cuenta que se había escriturado un terreno para la construcción del Estadio Deportivo para Rocha, sin perjuicio que a la cancha Municipal donde se realizó toda la temporada anterior, se le fueran introduciendo mejoras, quedando en consecuencia Rocha con dos buenos escenarios de fútbol con sus correspondientes graderías.

Con ese propósito se nombró una comisión de asesoramiento, integrada por caracterizados deportistas.

En diciembre de 1952 se realizó en el despacho del señor Intendente Dr. Mario Sobrero una reunión que contó con la presencia del Ing. Vázquez, del Sr. Blanco en representación de la Comisión Nacional de Educación Física e integrantes de la Comisión pro Estadio de Rocha, tratando diversos temas sobre la construcción del mencionado escenario.

En la misma además se concretó que en los próximos días, antes de terminar el año, estarían en Rocha el plano y el presupuesto de la obra, el que tendría una capacidad para 5 mil personas sentadas.

Poco antes del fallecimiento del Intendente Sobrero, se recibió una donación de la Comisión Nacional de Educación Física de $ 5.000,oo con destino a la obra.

En el mes de abril de 1953 se aclaraba por parte del Ejecutivo Departamental que el atraso del comienzo de las obras se debía a que había que realizar una expropiación de un predio lindero, para así por darle mayor amplitud.

El predio donde se construiría el estadio estaba ubicado en la prolongación de las calles 18 de Julio y Florencio Sánchez y sería construido por una empresa de Montevideo, la que debería de realizar la citada obra en un plazo máximo de 90 días.

Las obran serían financiadas mediante un préstamo que realizaría el Banco Hipotecario del Uruguay, cuyo directorio presidía el señor Orestes Lanza, quienes entregarían el dinero a la Comisión Por Estadio para su administración, por una cifra de $ 100.000,oo.

Ante gestiones de la Comisión Pro Estadio y el jerarca municipal, el Ministerio de Obras Públicas, dispuso en concesión de arrendamiento de las maquinarias necesarias para hacer los movimientos de tierras y así poder dar comienzo a las obras del Estadio que en aquel momento se pensaba iba a tener pista de atletismo.

El 4 de noviembre de 1953 comenzaron con el movimiento de tierras para la construcción del escenario previo realizarse un estudio altimétrico del terreno.

Grupo de obreros en las gradas en construcción

Grupo de obreros en las gradas en construcción

3. Construcción del estadio y vaivenes económicos

Las obras proyectadas en un principio se fueron ampliando y el costo estimado en un primer término y la respectiva financiación no alcanzaban, por lo que el entonces Concejo Departamental elevó varios pedidos de ampliación del rubro “Construcción de un Estadio” a la Junta Departamental.

En el primer pedido de ampliación de la partida en julio de 1955, enviado a la Junta Departamental, ascendía a $ 13.120,oo no contó con la aprobación del Legislativo, el que pasó dicha solicitud a la Comisión de Hacienda para su estudio.

El segundo pedido de ampliación lo trató la Junta Departamental con la Presidencia del señor Andrés P. Virginio en su sesión del 16 de setiembre de 1955 tratando el mismo con la presencia en sala del Concejal Agr. Roberto Bertolini y el Presidente de la Comisión Financiera del Plan de Obras Municipales, Dr. Mario Anza Vigliola.

El rubro de “Construcción de un Estadio” ascendía a la suma de $ 233.120,oo habiéndose gastado a la fecha $ 233.092,82 quedando un saldo disponible de $ 27,28.

En ese entonces ya con Concejo Departamental – colegiado sucesor en funciones del viejo ejecutivo unipersonal producto de la reforma constitucional de 1951 -, se solicitaba una ampliación de hasta $ 300.000,oo.

Según explicaban a los señores Ediles los representantes del Ejecutivo la ampliación del monto se iba a invertir “para no solamente terminar el Estadio propiamente dicho, sino proceder a la obra de enjardinamiento, playa de estacionamiento, mejoramiento de calles de acceso y salida y embellecimiento general”.

Es de destacar que en el Plan de Obras Municipales del Intendente Dr. Sobrero se había destinado una partida de $ 36.000,oo para la construcción del Estadio. Según aclaraba el Dr. Anza en la sesión de la Junta, la misma “apenas alcanzaba para la realización de los trabajos de nivelación y cercado de predio. De haberse limitado a eso, el nuevo Estadio habría quedado como una cancha más, similar a las que ya teníamos”.

Más adelante en su explicación muy detallada de cómo se fueron invirtiendo los dineros obtenidos por distintos medios para la construcción de la obra decía el Dr. Mario Anza: “Esta suma invertida puede parecer en principio elevada, pero no lo es a poco que se analice el valor real de esta obra, la que, si ha podido realizarse lo ya hecho con esa cantidad, se debe a que se ha contado con diversas colaboraciones de considerable importancia, entre otras, la ya citada de la donación del terreno. Además, debe tenerse en cuenta que es este quizá el mejor Estadio del interior de nuestro país, al punto de que en un detalle y a título de ejemplo, los gabinetes higiénicos puede asegurarse que son superiores a los del Estadio Centenario de Montevideo.”

La nueva partida solicitada estaba destinada, en términos generales a los siguientes rubros: a la Empresa Rocco S.A. por saldo de construcción de las Tribunas entre $ 12.000,oo y $ 13.000,oo., deuda de jornales de los obreros desde el 15 de agosto en adelante y otras pequeñas deudas, redondeándolas ascendería entre $ 22.000,oo y 23.000,oo.

Puntapie inicial por el trabajador de la obra Sr. Ruben García

Puntapie inicial por el trabajador de la obra Sr. Ruben García

Manifestaban los informantes que “Corresponde destacar, por ser de justicia, que los obreros que trabajan en esta obra producen lo que es lógico exigirles, y que están bien dirigidos con capacidad y muy buena voluntad por el Capataz señor Oscar Ruben García.

Continuaban diciendo: “De lo proyectado por el señor Gustavo F. Uriarte, recientemente fallecido, que ocupaba el cargo de Presidente de la Comisión Financiera y tenía a su cargo la dirección de esta obra, sólo resta la terminación de los portones, mástiles, y ajuste de alambrados, colocación de gravilla o balasto especial en algunas veredas y pasillos, etc. Todo ello, según cálculos efectuado por el Jefe de Inspección Técnica Municipal, Arq. Milo Mogni, puede estimarse que insumirá unos $ 4.000,oo a $ 5.000,oo, la mayor parte de los cuales corresponderá a jornales, aportes a Caja de Jubilaciones, etc.”

Luego hicieron uso de la palabra varios señores ediles departamentales, todos ellos fundamentando su voto favorable a la solicitud, que había sido rechazada en la oportunidad anterior, pero ahora viendo el pormenorizado y muy detallado informe de los representantes del Concejo Departamental, destacándose las intervenciones realizadas por el Prof. Carlos Julio Pereyra, el Esc. Lino E. Silvera, el Dr. Emilio Lucián Canzani y el señor Orides Larrosa. El edil Alem Fernández Machado propuso se votase el pedido de aumento de la partida para las obras del Estadio, agregando el edil Eliseo Presa Rodríguez que “Se declare grave y urgente el asunto que figura en el 3er. Término en la nómina de entrados, caratulado ‘Concejo Departamental/ampliación presupuestal’ y se trate de inmediato.” Puesto a votación por el Presidente Andrés P. Virginio resultó favorable por unanimidad de los presentes.

4. Instalaciones

En reunión previa a su apertura con la prensa departamental, el Dr. Mario Anza Vigliola en su carácter de asesor municipal y de la Comisión de Programación de los actos de inauguración del Estadio Municipal “Dr. Mario Sobrero”, expuso en lineamientos generales lo que había sido y lo que sería para Rocha el Estadio,

Se contrató a la Empresa Rocco la construcción las graderías de hormigón por una suma que se puede redondear en los 100 mil pesos y se encargó de las obras al señor Gustavo F. Uriarte, que ya había dirigido otras del mismo Plan Municipal.

El moderno Estadio había sido dotado de graderías de cemento con capacidad para 7 mil personas cómodamente sentadas y una platea con capacidad para 1000 personas. A ello hay que agregar los taludes y los “pelousse” que hacen que el Estadio se pueda calcular que su capacidad excede de las 10 mil personas en forma cómoda.

Podemos destacar también entre las instalaciones, que se han hecho todos los trabajos necesarios a la iluminación, en la que se invertirán en números redondos una suma de 9 mil pesos.

Debajo del espacio libre de las graderías se ha construido un gran corredor, que da acceso a amplios vestuarios, baños, cuartos de baños, tanto para jugadores como para jueces. Son en resumen cuatro vestuarios, tres baños colectivos con 24 rosetas y tres W.C.

Ese amplio corredor es a su vez acceso al túnel que permite la entrada de los jugadores y el juez al campo de juego.

Hay amplias boleterías, que permitirán expendio de entradas sin grandes aglomeraciones.”

Dio también detalle de costos y formas de financiación que había tenido la obra, desde sus comienzos en el Plan de Obras del Intendente Banco Pereyra Núñez, pasando por la compra y posterior donación del terreno de 3 hectáreas donde fue construido.

Concluyó el Dr. Anza expresando: “Podemos decir que esta obra que será librada al público el próximo domingo deberá ser orgullo para los rochenses, en la seguridad de que con ello no se hará otra cosa que conservar algo que es suyo.”

Agregamos nosotros algunos detalles más de las instalaciones:

*Había un puesto de ventas de bebidas debajo de la tribuna principal donde hoy está el lavadero del Rocha Fútbol Club, y otro detrás del arco que da hacia nuestra ciudad.

*El marcador de los goles consistía en dos mástiles que estaban detrás de la tribuna que da a la ciudad y del puesto de bebidas, y se levantaba un banderín rojo en cada uno según quien hacía el gol. Más adelante se colocó marcador de goles y reloj en el medio de la tribuna por entonces denominada “B”, hoy Esc. Lino E. Silvera y luego el actual marcador eléctrico de los goles en la esquina que forman el talud Giúdice y la tribuna Esc. Lino E. Silvera.

*En los comienzos el reloj estuvo ubicado detrás del talud que da hacia la ruta en el rincón con la tribuna “B” o Esc. Lino E. Silvera, donado por Barraca “Amistad” de Maside Correa, hoy guardado en el depósito del Estadio y que fue retirado según cuentan por que un golero del seleccionado rochense fue hasta la esquina a mirar cuando tiempo iba del partido y eso fue aprovechado por un delantero del seleccionado de Cerro Largo para tirar al arco sin golero y convertir el gol.

*Detrás de los arcos, los taludes no tenían tribunas, las que fueron construidas con la venida del Rocha Fútbol Club.

*Contaba con tan solo cuatro cabinas las que eran abiertas y solo tenían techo.

*El muro que da hacia la ruta era el que hoy delimita la Dirección de Parques y Jardines con el exterior, por lo que fue achicado el citado espacio, que entonces se usaba para el ingreso de público en automóviles.

5. Denominación del estadio

Dr. Mario Sobrero

Dr. Mario Sobrero

El 26 de julio de 1954, el entonces Intendente Municipal, don Alcides Cambre envió una propuesta a la Junta Departamental, solicitando que se designase con el nombre del Dr. Mario Sobrero el Estadio Municipal que se estaba construyendo en nuestra ciudad.

La referida comunicación decía textualmente:

Señor Presidente de la Junta Departamental

Esc. don Lumber Corradi Irisarri

Presente.

Es para mí un honor de dirigirme a esa Corporación, proponiendo como un homenaje póstumo al distinguido ex – Intendente Municipal el malogrado Dr. Mario Sobrero, a quien he venido a suplantar en las delicadas funciones que el cargo encierra, – que el Estadio Municipal a terminarse lleve su nombre.

El Dr. Sobrero entre las muchas iniciativas que tenía en curso de ejecución y de la cual fue entusiasta propulsor, tuvo para el Estadio Municipal una especialísima atención, entendiendo que esa obra debía servir de campo apropiado para las justas del deporte.

Nada puede extrañar, y por el contrario ello es lógico, que como recuerdo inextinguible para quien fue el alma mater de dicha obra edilicia que jerarquizará a nuestra ciudad, ella lleve el nombre de quien puso todos sus afanes en su realización y que por un golpe fatal del destino llegó a no verla realizada.

En consecuencia, someto a consideración del Cuerpo Legislativo Municipal, a la espera de su aprobación el siguiente:

PROYECTO DE RESOLUCIÓN:

1º.) Desígnase con el nombre de “INTENDENTE MUNICIPAL DR. MARIO SOBRERO” el Estadio Municipal.

2º) Insértese y archívese.

Con tal motivo saluda a Ud. y demás miembros de la Junta Departamental con su más distinguida consideración.

Alcides Cambre

Intendente Municipal”

Tal petición fue aprobada el 13 de agosto de 1954 por la unanimidad de ediles y fue promulgada por el gobierno municipal el 20 de agosto del mismo año.

Se debe subrayar que la Liga Rochense de Fútbol había enviado nota al Intendente Municipal el 27 de julio de 1954, según consta en el expediente 2389 Letra L del Gobierno Departamental, y que decía:

La LIGA ROCHENSE DE FOOTBALL, cree interpretar fielmente el sentir de la afición deportiva local al plantear ante usted y por su intermedio a la H. Junta Departamental, su aspiración de que se designe con el nombre de Dr. Mario Sobrero el Estadio Municipal de Fútbol en construcción.

Múltiples son las razones que fundamentan esta solicitud. El Dr. Sobrero, hijo de Rocha de muy modesto origen, supo elevarse por sobre todas las dificultades, inclusive las de orden económico, para llegar a constituirse en ciudadano de vida ejemplar. Fue un médico que supo cumplir con su deber, lo que quiere decir, que hizo de su vida un medio para servir a su pueblo, y al lograrlo dejó a su paso un recuerdo inmarcesible, como sólo pueden dejarlo los hombres de su contextura moral.

Como ciudadano, se le encontró siempre o iniciando o en los primeros puestos de lucha cuando se trataba de paliar a resolver problemas de interés social. Y queda el ejemplo de su acción realizadora y pujante con la erección del monumento a Artigas, que luce nuestra plaza principal demostrando su fe y su firmeza en los ideales de la patria al llevar al bronce un homenaje que Rocha no había concretado hasta entonces.

Llevado por el pueblo a la función pública, orientó su acción con el elevado propósito de servir el bien común, sin que las influencias de factores políticos desvirtuaran o mancillaran la pureza y justicia de sus actos.

Nuestra solicitud no significa, Sr. Intendente, desconocer los buenos propósitos de otras personas que previeron la construcción de esta obra. Pero es un hecho incontrovertible, que nos reafirma en nuestra posición que la obra será una realidad porque el Dr. Sobrero, tras múltiples esfuerzos, logró el préstamo que permitirá que ella culmine, como él lo había concebido.

Este homenaje y reconocimiento lo hacemos extensivo a la Honorable Junta, pues conocemos perfectamente, porque así lo recalcara el Dr. Sobrero en múltiples oportunidades, que fue el apoyo y comprensión que encontró en sus miembros lo que le permitió que cristalizaran los anhelos del pueblo deportivo de Rocha.

No dudamos que el Sr. Intendente prestigiará con su apoyo nuestra solicitud y la elevará a consideración de la H. Junta, para que podamos dejar para el futuro, vinculado al bronce y al cemento, el nombre de un ciudadano que cumplió fielmente el precepto rotario de “Dar de sí, antes que pensar en sí”.

Saludamos al Sr. Intendente con nuestra más distinguida consideración.

Por la LIGA ROCHENSE DE FOOTBALL:

Dr. Albérico Mogni Luis Ignacio Pargas

Presidente Secretario Gral.”

Es de destacar que entre las notas de apoyo a tal solicitud se encontraba la del Rotary Club Rocha, del cual había sido socio el Dr. Sobrero con la firma de su Presidente el Ing. Agr. Luis H. Silva y de su Secretario el Tte. Cnel. Ventura F. Rodríguez, que apoyaba la iniciativa de la Liga de Fútbol de designar con el nombre del Dr. Sobrero el Estadio en construcción enviando una nota al legislativo comunal.

6. Inauguración

Vista del palco oficial el día del partido inaugural

Vista del palco oficial el día del partido inaugural

El enjardinado Estadio Dr. Mario Sobrero”

Víctor Hugo Morales

(previo al relato de la final del Este entre Maldonado y Treinta y Tres por CX 12 Radio Oriental, en el Estadio Sobrero)

El Estadio Municipal ya con el nombre de “Dr. MARIO SOBRERO” fue inaugurado el 20 de noviembre de 1955, período en que el Ejecutivo Departamental lo ejercía el Concejo Departamental, cuerpo colegiado que había sustituido a los Intendentes Municipales, y que en Rocha estaba integrado por los señores Dr. Víctor Galcerán Fonseca, Agr. Roberto Bertolini, Alcides Cambre, por el Partido Colorado, y Héctor Fernández Graña y Jaime Machado por el Partido Nacional.

El señor Cambre, último Intendente, presidía el Concejo, al que renunció para postularse en las siguientes elecciones, siendo sustituido por Amabilia Márquez Castro, también perteneciente al Partido Colorado, a la entonces Lista 14 de la misma fracción que el Dr. Sobrero, siendo la primera mujer en ocupar tal alto cargo gubernamental en nuestro país.

La prensa escrita local destacaba la culminación de esta gran obra departamental y que sería con el tiempo un mojón importante y de referencia a nivel nacional e internacional de nuestro Rocha por intermedio de su deporte más popular: el fútbol.

El Este” en su publicación previa a la fiesta inaugural del 17 de noviembre de 1955 decía:

Cristalización de una fecunda iniciativa”

El domingo próximo, con la disputa por el Campeonato del Este de la última fecha de la primera rueda de dicho torneo, se inaugurará el Estadio Dr. Mario Sobrero. De esta forma culminará la concreción de una iniciativa fecunda, realizada gracias a la tenacidad y el desinterés de hombres que por sobre otras cosas pusieron vocación, voluntad, al servicio de una aspiración de singulares proyecciones, que anhelamos, contará con el apoyo total de la afición deportiva, que de esa manera deberá saldar esa verdadera deuda de gratitud que ha contraído para con los propulsores de esta vasta obra.”

Además el extenso artículo de tapa expresaba:

Pero como siempre, la ingratitud premia los mejores afanes. No faltó quien pensara que las graderías no ofrecían la suficiente seguridad, que el público asistente, peligraría, ante la inflexibilidad del cemento. Los realizadores, dando una prueba más de su celo y dedicación a la par de su responsabilidad elogiosa solicitan el asesoramiento de la Facultad de Ingeniería, en representación de la cual viene el Ing. Penadés y quien después de recurrir al Instituto de Resistencia de Materiales, adelanta la autorización oficial para la inauguración del Estadio, ya que la carga humana que según cálculos técnicos puede albergar no excede de los 20.000 kg y el Ing. Penadés conjuntamente con los Ings. Pereira y Ricaldoni, trabajaron debajo de las tribunas soportando las mismas una carga de 40.000 kg. Lo que quiere decir que el Estadio Dr. Mario Sobrero está en condiciones de soportar una carga el doble mayor de la que puede albergar.”

Mundo Deportivo” en su edición del 24 de noviembre titulaba: “La inauguración del Estadio Dr. Mario Sobrero, rebasó los cálculos más optimistas”

Sobre la fiesta decía: “No tenemos palabras para describir el brillo del acto. Mucho público se hizo presente desde muy tempranas horas de la tarde y el tiempo quiso unirse a la fiesta con un hermoso día.”

El Programa del histórico día 20 de noviembre de 1955 era el siguiente:

A la hora 16 y 30 partía desde el viejo y recordado Tenis, principal escenario hasta ese día, el campeonísimo ciclista rochense Próspero Barrios portando la tea, la que entregó al entonces famoso atleta local Elbio Mercado que ingresó con la misma a la cancha encendiendo el pebetero.

Se procedió luego a la presentación de todos los clubes afiliados a la Liga Rochense de Fútbol con su abanderado y dos escoltas vestidos con los colores del club que representaban que se colocaron frente al Palco Oficial. Detrás de los mismos se ubicaron los planteles de las selecciones de Rocha y Treinta y Tres, en forma alternada uno de cada equipo.

Al frente se colocaron la Banda Lisa del Batallón de Infantería No. 12, el Coro del Liceo Departamental y la Banda Municipal.

El acto protocolar comenzó con el Himno Nacional y el Himno a Rocha, interpretados por la Banda Municipal y cantados por el Coro Liceal.

El orador lo fue el Dr. Mario Anza Vigliola quien habló en nombre del Gobierno Departamental entregando la obra al pueblo de Rocha.

Anza Vigliola dando el discurso inaugural del Estadio Mario Sobrero

Anza Vigliola dando el discurso inaugural del Estadio Mario Sobrero

De su discurso extraemos parte del mismo:

Si el Municipio de Rocha dio a este Estadio, su césped y su cemento; Gustavo Uriarte dio su alma y el soplo de vida que exigen las verdaderas realizaciones.(…)

Es en esa feliz conjunción de gobierno y de pueblo que vemos el más alto valor de esta obra. (…)

Destino que inicia hoy al amparo de antorchas y dianas triunfales, que son el anticipo de su imperecedera grandeza. A los atletas: Ejemplo para el porvenir sea vuestra lucha de hoy. Esfuerzo que tonifica el cuerpo y enaltece el alma.”

Es de destacar que en el Palco como invitados estaban familiares del Dr. Mario Sobrero, José Giúdice, Raúl Latorre, Aníbal Z. Falco y autoridades nacionales y departamentales, entre ellas la señora Amabilia Márquez Castro, intendente municipal de nuestro departamento.

Los precios para la jornada inaugural fueron totalmente populares, según lo destacaba un artículo de “La Palabra” del 17 de noviembre:

Las Tribunas y la pelousse que da a la vía del FF.CC. (Sector A) tendrá los siguientes precios: Mayores (Damas y Caballeros) $ 1.50 Menores de 22 años $ 1.oo

Talud colocado paralelo Av. Monterroso y Platea sobre la calle Río Branco, Mayores (Damas y Caballeros) $ 0.80 Menores de 12 años gratis.”

Agregaba en otro artículo el citado diario: “El acceso para vehículos en el Estadio – El acceso para vehículos se hará por la calle 18 de Julio desde el centro hacia afuera y solo se podrá estacionar en la explanada que está al llegar a los portones de entrada que están sobre el antiguo camino de tropas, hoy mejorados, los que servirán para el regreso, tanto por Ramírez o Río Branco hacia el centro”.

Detalles de partido por el Campeonato del Este entre Rocha y Treinta y Tres, última fecha de la 1ª. rueda:

Entradas vendidas: 2.385 Público 5500 Recaudación $ 3.117.oo

Jueces: Fernando Abud de Cerro Largo, F. Crizul de Treinta y Tres y Raúl Otero de Rocha.

Treinta y Tres, casaca roja: Pereyra, Rieña y Tabárez (Echeverría); Castillo, Techera y Freire (Vaz); Fleitas, Liscano, Moreno, Muniz y Terra (Candamil)

ROCHA: Juan María Vera, Ramón Larrea y Luis Alberto Muñoz (capitán); Roberto Acosta, Francisco Fernández y Marcelino Acosta; Ismael Rodríguez, Lilo Navarro, Waldemir Vilizzio, Servando González y Anfilio de Souza Rocha

Goles: Anfilio de Souza Rocha a los 8 minutos anotó el primer gol en el Estadio Dr. Sobrero; W. Vilizzio a los 14´ y a los 68´ el segundo y cuarto y Servando González a los 39´ el tercero de los celestes.

Resultado final del primer partido jugado en el Estadio Municipal Dr. Sobrero: Selección de Rocha 4 – Selección de Treinta y Tres 0.

Al conmemorarse los 50 años del primer partido se realizó por parte de la Intendencia Municipal, la Liga Rochense y el Rocha Fútbol Club un homenaje a todos los jugadores del seleccionado rochense de aquella memorable tarde.

El delantero autor del primer gol, Anfilio de Souza Rocha repitió el gol, partió desde la mitad de la cancha hacia el arco que da a la ciudad llevando la pelota hasta llegar al área y pateándola hacia el arco que en ese momento custodiaba el joven Fernando Muslera, entonces golero del Montevideo Wanderers, hoy reconocido golero del seleccionado uruguayo.

Repercusiones:

Lucida ceremonia inicial” así lo destacaba el diario “La Palabra”, al día siguiente.

Aparte de la faz del deporte tuvo una lucida inauguración el Estadio Dr. Mario Sobrero. Desfilaron los abanderados de los clubes que militan en la Liga de Fútbol, ante el aplauso de la afición. El atleta Elbio Mercado recibió de manos del campeón Próspero Barrios en la puerta del Estadio la tea con la que se encendió el Pebetero con la simbólica llama, que fuera transportada desde el viejo campo municipal. El Coro Liceal acompañado por la Banda Municipal interpretó los Himnos Nacional y de Rocha y la Marcha Mi Bandera. Para finalizar usó de la palabra el Dr. Mario Anza Vigliola, el que hizo con acertadas palabras una breve reseña de la gestión a que dio lugar la construcción del Estadio.

La nota final del acto inaugural y quizá la más emotiva fue la que dio lugar a que el hombre que colocó el primer tepe de césped señor Ruben García fue el encargado de el puntapié inicial.

Así se incorporó al deporte del Interior un escenario deportivo que no sólo será orgullo para Rocha sino para el esforzado deporte de tierra adentro.”

En la sesión de la Junta Departamental de Rocha del 25 de noviembre de 1955, el entonces Edil Esc. Lino E. Silvera expresaba:

Señor Presidente: quiero referirme aunque sea brevemente, al acontecimiento que conmovió a la población de Rocha y rendir desde esta humilde banca de Edil de la Junta Departamental de Rocha a la que me trajo esa misma población, mi homenaje y mi admiración a los que hicieron posible la realización de aquel acontecimiento.

Me refiero, señor Presidente, a la inauguración de esa magnífica obra que es el Estadio Dr. Mario Sobrero, obra que culmina la trayectoria deportiva de un pueblo que ha visto convertida en realidad en un mismo año dos caras aspiraciones: conquistar el campeonato de campeones del interior al conjuro de sus magníficos atletas y levantando su estadio al impulso generoso de sus hombres visionarios.

Bella y brillante realidad, nació, creció y culminó gracias al esfuerzo noble, denodado y desinteresado de grandes deportistas locales, muchos de ellos hoy día desaparecidos, y a quienes rindo mí emocionado homenaje en los nombres de Mario Sobrero y Gustavo F. Uriarte, a quienes la muerte los arrebató en plena labor por el estadio no permitiéndoles, injusto destino, asistir físicamente a la culminación de su obra póstuma, pero cuyo espíritu estuvo presidiendo, estoy seguro, la magna fiesta deportiva que vivió todo nuestro pueblo el pasado domingo.

Concebido como se ha dicho por ese gran amigo y deportista que es don Ángel Rocca Crelis, encontró en el corazón noble, generoso y comprensivo del ex Intendente Municipal don Blanco Pereyra Núñez, amplia acogida y fue incluido por éste en su gran plan de obras municipales que debemos llevar adelante para bien del departamento, siendo más tarde impulsado como todos sabemos por el Dr. Mario Sobrero desde su cargo de Intendente y por Don Gustavo F. Uriarte desde su puesto de avanzada en todo lo que fuera en beneficio de su querido departamento, y ante la desaparición física de estos dos hombres recogió la antorcha que ellos habían encendido, el Dr. Mario Anza Vigliola a quien le cupo la tarea difícil de llevarla a su total culminación, pero para quien estoy seguro fue fácil y grata labor, porque nadie como el Dr. Anza, me consta, le preocupaba más, ver terminada esta obra a la que habían dado, podemos decirlo con seguridad, sus vidas dos de sus más preciados amigos.

En ellos tres, rindo mi homenaje a todos los que hoy viven la satisfacción de ver convertida en realidad lo que en un principio pareció un sueño, una quimera.

En esto instantes en que vivimos la alegría de la inauguración de nuestro estadio, obra que nuestro pueblo debe valorizar y reconocer, corresponde a las autoridades el mantener ese magnífico templo de cemento, orgullo de Rocha, por lo que pido a esta Junta, eleve una minuta al Ejecutivo comunal, pidiéndole incluya en su presupuesto un rubro destinado exclusivamente a la conservación y mantenimiento de nuestro Estadio, y creando así mismo tres o cuatro puestos de cuidadores, obreros para el mismo, llenándolos exclusivamente con personas de las que han trabajado en dicha obra.

Nada más, señor Presidente”.

7. Los nombres y los hombres del Estadio

El Estadio Municipal de Rocha, rinde homenaje a diversas personalidades del gobierno y la sociedad que tuvieron activa participación en su concreción, designando con sus nombres diversos lugares del mismo y su entorno.

A continuación brindamos una pequeña reseña de los mismos como nuestro recuerdo y reconocimiento a tan distinguidos servidores públicos.

MARIO SOBRERO: El Estadio municipal lleva el nombre de Dr. Mario Sobrero, médico nacido en Rocha el 3 de abril de 1903, en la casa de la calle 18 de Julio casi 25 de Agosto, cuarto hijo de un inmigrante italiano de profesión relojero.

Recibido de médico, ejerció primero en la localidad de San Luis en la frontera con Brasil, luego en Villa Velázquez, fue Presidente de la Comisión para conseguir el bronce para la construcción del monumento al Gral. Artigas en nuestra ciudad, socio del Rotary Club Rocha, cofundador de la Asociación Médica del Este, promovió y realizó forestaciones a gran escala, entre otras muchas actividades.

Fue electo Intendente Municipal por el Partido Colorado, Batllismo Lista 14, en 1951.

Como Intendente Municipal fue uno de los principales impulsores para la realización del Estadio Municipal, no pudiendo ver concretada la mencionada obra, al haber fallecido en 1954.

BLANCO PEREYRA NUÑEZ: La Tribuna principal lleva el nombre de Blanco Pereyra Nuñez, en homenaje a quien fue Intendente Municipal de Rocha, electo por el Partido Nacional, para el período 1947/51, sector “Herrerismo”. Fue siendo un adolescente soldado de Aparicio Saravia y era hijo del caudillo nacionalista, jefe de las tropas rochenses en la Revolución de 1904, Miguel Antonio Pereyra. Siendo Intendente incluyó en su Plan de Obras Municipales la construcción de un escenario deportivo acorde con el momento que vivía el fútbol de Rocha.

Si bien la referida obra recién pudo ser llevada adelante en el siguiente período gubernamental, no debe desconocerse la trascendente decisión adoptada por Blanco Pereyra Núñez al dar cabida en su importante Plan de Obras, a las previsiones presupuestales que permitieran encarar la construcción de dicho escenario deportivo.

En enero de 1985 y por resolución del Gobierno Departamental del Intendente Milton de los Santos (PC), se denominó con el nombre del ex Intendente Blanco Pereyra Núñez la tribuna principal, hasta ese momento conocida como Tribuna “A”.

Ante solicitud de los Ediles Departamentales Oscar Bruno Cedrés del Partido Colorado y Ruben Luraschi del Partido Nacional, el entonces Intendente Municipal Dr. Irineu Riet Correa, perteneciente al Partido Nacional y la Junta Departamental, presidida por el nacionalista Maestro Leonidas Larrosa, en julio del año 1990 resolvió: “Desígnase con el nombre de Escribano Lino Elías Silvera a la denominada Tribuna B; Carlos Sosa Techera al sector de la Avenida Italia; José Giúdice (al sector que da a nuestra ciudad) y con el nombre de Dr. Albérico Mogni Fierro, al Palco Oficial.

Con esta resolución todas las tribunas del Estadio pasaban a tener nombre:

-Esc. LINO E. SILVERA, la que en sus comienzos se denominara “B” y que da hacia la calle Florencio Sánchez, siendo este un destacado dirigente del fútbol de Rocha, integrante de la Comisión de Adquisición del predio para la construcción del futuro Estadio, fue uno de los compradores y donantes del dinero producto de dicha transacción, luego integrante de la Comisión Administradora del mismo desde su inauguración hasta el día del golpe de estado.

Escribano, político perteneciente al Partido Nacional, Edil Departamental, Jefe de Policía, productor rural, Presidente del Club Nacional de Fútbol de Rocha por más de 25 años, tiempos que los tricolores eran una poderosa institución.

-JOSE GIUDICE, se designó al talud que da hacia nuestra ciudad, en recordación del primer Presidente que tuviera la Liga Rochense de Fútbol en su fundación en marzo de 1916.

Tuvo participación en la creación de nuestra primera Liga de Fútbol, en tiempos que cumplía funciones como Gerente de la Usina de Luz, sesionando la misma en su lugar de trabajo.

-CARLOS SOSA TECHERA, fue designado el talud que está detrás del arco que da hacia Avda. Italia.

Fue éste un justiciero reconocimiento a un gran periodista, dirigente de fútbol, del ciclismo, del básquetbol, ocupando altos cargos en las respectivas Ligas y Federaciones.

Venido de los pagos de Garzón de Maldonado, siempre se le recuerda por su audición en CW37 Difusora Rochense “La Peña Deportiva”, con sus relatos y comentarios en las trasmisiones de todos los deportes que se practicaran por nuestro medio durante varias décadas.

Integró el cuerpo de neutrales de la Liga Rochense de Fútbol cuando el histórico título del Interior del ‘54 y en el período del Quinquenio con nuestra selección campeona del Este.

Fundador y Presidente, institución de corta vida, dos años afiliada a la Liga Rochense de Fútbol, que tiene un récord en su haber: en el primer año fue campeón de Ascenso, en el segundo año logró el título de campeón de 1ª. división del fútbol local y luego se desafiliaron.

-Dr. ALBÉRICO MOGNI: El Palco Oficial del Estadio se denominó así en homenaje a uno de los más grandes dirigentes de nuestro fútbol en su historial.

Se le llamaba “El padre de la victoria” porque durante su presidencia en la Liga Rochense de Fútbol, que fue de 15 años consecutivos, el fútbol local obtuvo el primer título del Este en el 45, luego el del año 1950 y posteriormente el Quinquenio entre 1953 y 1957, y el de Campeones de Campeones del Interior en 1954.

Médico, político perteneciente al Partido Colorado Batllismo Lista 14, rotario, edil departamental, presidente del Rocha Athletic Club por varios períodos, integró en 1963 la Comisión de Vecinos para el rescate del Teatro 25 de Mayo que logró su pasaje a la órbita municipal.

El Torneo de Campeones de OFI de 1994 disputó el Trofeo Dr. Albérico Mogni, el que fue obtenido por la representación de la Liga de Durazno. Como hecho anecdótico en ese torneo la representación de la Liga Rochense se retiró del campeonato.

En octubre de 1997, el Gobierno Departamental del Intendente Adauto Puñales Lascano, y la Junta Departamental de Rocha, presidida por el Edil Gustavo Shaban, designaron con el nombre del Dr. Albérico Mogni a la Sala de atención del Merendero del Barrio Hipódromo.

-MARIO ANZA VIGLIOLA: La calle que pasa por el Estadio lleva su nombre en reconocimiento a quien integrara la Comisión Administradora del Estadio desde su creación hasta el golpe de Estado el 27 de junio de 1973.

Hizo uso de la palabra en nombre del Ejecutivo Departamental el día de la inauguración del “Sobrero”.

Abogado de alto valor jurídico y humanitario, un referente en nuestra sociedad, profesor del Liceo Departamental de Rocha en la asignatura de Historia, asesor jurídico de la Intendencia Municipal, de varias empresas comerciales y bancarias, rotario de primer nivel, habiendo ocupado la presidencia; principal responsable para que el Club Peñarol tenga aún su cancha de básquetbol, integrante por varios períodos de la Directiva del Club Social Rocha, hincha de Peñarol capitalino, simpatizante del decano River Plate local.

El Dr. Anza había nacido el 10 de octubre de 1910 y falleció en nuestra ciudad el 14 de octubre de 1975.

-GUSTAVO URIARTE: Con este nombre se denomina el Bulevar que pasa por detrás de la entrada principal y que da al Talud ubicado de espaldas a nuestra ciudad donde se halla ubicado el ingreso principal al Estadio.

Fue Uriarte integrante también de los beneméritos ciudadanos rochenses que colaboraron con que Rocha tuviera un escenario futbolero de primer nivel aun hoy luego de más de 59 años de ser inaugurado.

Él tomó sobre sus hombros la responsabilidad de conducir la construcción de las obras, según cuentan, llevando su administración y gestión diariamente desde el primer día y hasta su fallecimiento estuvo allí, controlando, observando, colaborando como un obrero más, para que todo se hiciera como se había proyectado.

Fundador y dirigente del Club Social Rocha, fundador e integrante de Directivas de la Cooperativa Agropecuaria Ltda. de Rocha, Presidente de la Comisión Financiera del Plan de Obras del Consejo Departamental de Rocha, socio fundador de la Sociedad Agropecuaria de Rocha,

Hombre perteneciente a las huestes del Partido Nacional, al que sirvió en las épocas de las guerras civiles, pero luego de llegada la paz, también sirvió a su departamento, habiendo sido pionero en la construcción de la sede del Club Social Rocha.

Falleció en Montevideo el 7 de setiembre de 1955.

El Gobierno Departamental, Ejecutivo y Legislativo, rindieron honores especiales ante su deceso, como el de haber sido sus restos velados en el Salón de Actos del Municipio.

En agosto de 1956, el Ejecutivo Departamental y la Junta Departamental resolvieron que el Bulevar que pasa por el frente del Estadio Dr. Sobrero entre las calles 18 de Julio y Treinta y Tres pase a denominarse Gustavo Uriarte y además se colocase un monolito con una placa alusiva a la gestión descollante del citado ciudadano en la construcción del Estadio Municipal.

8. Anecdotario del Sobrero

Terna arbitral y capitanes de Rocha (Luis A. Muñoz) y de Treinta y Tres el día de la inauguración del Sobrero

Terna arbitral y capitanes de Rocha (Luis A. Muñoz) y de Treinta y Tres el día de la inauguración del Sobrero

*El Estadio recién contó con alumbrado eléctrico para jugar partidos de fútbol el 22 de noviembre de 1956, en partido amistoso entre una selección de la frontera chuiense y una de la Liga Rochense.

*El 18 de diciembre de 1956, en partido oficial por el Torneo del Este, entre las representaciones de Rocha y Lavalleja, que ganaron los celestes por un gol a cero, se inauguró oficialmente el alumbrado eléctrico del Estadio Dr. Sobrero.

*La Empresa Rocco S.A. que hizo las tribunas del Sobrero, ya había hecho las del Estadio de la ciudad de Paso de los Toros y de la Pista del Atletismo del Parque Batlle de Montevideo. Fue la misma que hizo luego en el 1999-2000 los taludes detrás de cada arco.

*En su principio y hasta 1990 las tribunas del Estadio no tenían nombre, se les conocía la principal como “A”, la opuesta como “B” y los taludes no tenían ninguna denominación, sí popularmente eran conocidas como talud de los coches y talud que da a la ciudad.

*El camión que trajo las columnas del alumbrado que aún hoy siguen siendo las mismas las trajo el camión “Leyland” del “Gallego” Calvo, único camión con chata como para poder traerlas en Rocha, al que hubo que agregar un par de ejes.

*Cuando se inauguró el Estadio Dr. Sobrero, la Liga Rochense de Fútbol tenía como clubes afiliados a Nacional, Palermo, Plaza Congreso, Irineo de Espada, Lavalleja, River Plate, Deportivo Artigas, Deportivo Unión, en 1ª. división, y en 2ª. división se agregaba el Rampla Juniors F.C..

*Los encargados municipales del Estadio en su historial han sido: Oscar Ruben García; Medardo de los Santos, Ruben Borges y Jorge Alsina.

*Es de destaque que este escenario cuenta con “alambrado olímpico” algo exigido por las organizaciones internacionales (FIFA) desde el día de su inauguración, haciéndolo desde el comienzo como un Estadio modelo y moderno.

*En la Tribuna “Blanco Pereyra Núñez” por la entrada principal hay tres placas conmemorativas, las que fueron colocadas ahí debido a que antes estaban en la calle a la entrada del Estadio, pero una fue sustraída. En la puerta de los árbitros hay otra dedicada al jugador del Rocha Fútbol Club, Gastón Silva, fallecido muy joven cuando defendía la casaca celeste profesional.

Las citadas placas dicen:

Estadio Dr. Mario Sobrero – 1955 -20 noviembre -2005

Homenaje al conmemorarse los 50 años de su fundación

Intendencia Municipal de Rocha-Liga Rochense de Fútbol-Rocha Fútbol club”

Estadio Dr. Mario Sobrero-

Adhesión de Casa de Rocha

En su inauguración

20-noviembre-55”

O.F.I.

Al Fútbol de Rocha

En la inauguración de su Estadio

20-11-55”

Falta la placa que había sido colocada por la Junta Departamental de Rocha en el frente del Estadio cuando su inauguración, la que fue sustraída hace ya muchos años, por “manos anónimas”.

*En el Estadio han jugado entre otros equipos de destaque la selección Sub 16 de Ecuador, el Club Huracán de Buenos Aires, equipos brasileros de Santa Victoria, paraguayos de Ligas del Interior como de la 1ª. división de Ascenso del Paraguay.

*También jugaron los campeones del Mundo de Maracaná de 1950 en su gira de apoyo a la Campaña del Dr. Caritat.

* La selección de Uruguay previo a la obtención del título de campeones de la Copa de Oro (1980), la selección uruguaya dirigida por Juan Ramón Carrasco, el Peñarol campeón de América y del Mundo de 1966 y luego el campeón de 1982 también pisaron el field rochense.

*Luego de la fundación del Rocha Fútbol Club, por partidos del campeonato AUF de 1ª. división, se presentaron equipos como Nacional con Luis Suárez, Danubio con Edison Cavani, Peñarol con Juan Castillos y Egidio Arévalo Ríos, Deportivo Colonia con el capitán Lugano, entre otros.

*Se disputaron finales por torneos del Este o del Interior entre selecciones de Treinta y Tres y Maldonado y de Cerro Largo y Maldonado, siendo ésta una de las que más público tuvo el “enjardinado Sobrero”.

*Ha sido escenario permanente de espectáculos carnavaleros, musicales, de fiestas populares, pasando cantores como el ecuatoriano Julio Jaramillo, el dúo Pimpinela, María Martha Serra Lima, el “Canario” Luna, Araca la Cana, Agarrate Catalina, Festejos de los 200 años de Rocha, Concursos de Carnaval, entre muchos otros.

*Por supuesto, nuestro estadio ha sido testigo mudo de grandes triunfos del fútbol de Rocha como el obtenido por el equipo profesional en el 2005, o selecciones celestes en torneos del Este de Mayores y Juveniles así como torneos nacionales de Sub 15.

*Otro hecho anecdótico surge de lo extractado de la sesión de la Junta Departamental de Rocha del 4 de mayo de 1956, en su punto 3 de la referida sesión decía:

Casa Gerónimo Tammaro” reclama el pago de la suma de $ 250.oo que ésta Corporación le adeuda por concepto de la construcción de una placa en bronce en homenaje a Ex Intendente Dr. Mario Sobrero, la que fue hecha en enero de 1955.”

*Un recuerdo para quien fuera el día de la inauguración el portero del palco oficial, el señor Esteban Núñez, quien cumplía funciones en el Banco La Caja Obrera, sucursal Rocha por esa fecha, y que aún hoy lo tenemos entre nosotros. Hombre de mucha confianza del Dr. Mario Anza Vigliola.

* La principal obra realizada a posteriori correspondió cuando Rocha Fútbol Club ingresó al fútbol profesional. Por exigencia de la AUF debió de construirse tribunas de cabecera tras cada arco so pena de perder la calidad de equipo seleccionado para ingresar a primera división con el Plaza Colonia. Ello debía de ser hecho antes del inicio del Campeonato Uruguayo del 2000. Para lograr ello fue comisionado el Dr. Alejo Umpiérrez, Vicepresidente por entonces del club, a los efectos de negociar con su coterráneo el Intendente Adauto Puñales Lascano5 la financiación de tales obras ante la imposibilidad del naciente club afrontar las mismas. La gestión fue un éxito y gracias a ello se modernizó y amplió nuestro Estadio en cuanto a capacidad y calidad y el equipo pudo disputar su primer campeonato profesional en primera división del fútbol uruguayo. En igual circunstancia se amplió el número de cabinas de trasmisiones radiales.

*Con el trascurrir de los años se le fueron agregando obras como ser las concentraciones, la churrasquera que está a la entrada por portón del fondo y el comedor.

*En el período del Gobierno Departamental del Dr. Irineu Riet Correa (1990-1995), la Comisión Administradora del Estadio, integrada por el Sr. Walter Garaza en representación de la Liga Rochense de Fútbol; el Dr. Humberto Alfaro por la Comisión Departamental de Educación Física y el señor Ruben Borges por la Intendencia, se conectaron las instalaciones de los baños a la red del saneamiento de OSE, tarea en la que hay que destacar la gestión del funcionario municipal Señor Lisier de los Santos. También se colocó el tanque australiano que sirve de almacenamiento de agua para abastecer el regado del campo de juego que es de 30.000 litros mensuales aproximadamente.

*Con la dirección de Deportes de Alberto Martínez, en el período de Gobierno 2005/2010 del Intendente Artigas Barrios (FA), se procedió a realizar una perforación para sustraer el agua con la que hoy se abastece el referido regado.

Fuentes consultadas y agradecimientos:

Diarios de Rocha: El Este-La Palabra-La Gaceta-La Prensa-Periódico Semanal Mundo Deportivo

Diarios de Montevideo: El País-El Plata-La Mañana-El Diario-El Día-El Debate

Revista de Editorial Minas sobre Rocha

Archivos de Junta Departamental de Rocha-Museo Regional Municipal “Milton de los Santos”-Centro Cultural de Rocha “Prof. María Élida Marquizo”- Archivo de Intendencia Departamental de Rocha y Archivo Personal.

Un agradecimiento especial a quienes colaboraron con aportación de documentos y testimonios: Maestra María de los Ángeles Muñoz Brun – Heber Melo – Dr. Tabaré Sobrero – Carlos Silvera Gutiérrez – Néstor Sabattino- Maestro Carlos Sosa Cañete -Flia. García Silvera – Dr. Alejo Alejandro Umpiérrez

REFERENCIAS:

1 Fuerte comerciante de la época, edil departamental por el Herrerismo, Partido Nacional

2 Farmacéutico, militante del Partido Nacional, fue diputado por el sector Herrerista

3 Escribano, de filiación colorada, personalidad muy destacada en su época

4 Escribano, Director por décadas del Registro de Traslaciones de Domino de Rocha, edil departamental por la lista 14 del Partido Colorado en varios período hasta 1971

5 Rematador público lascanense, por dos veces intendente de Rocha por el Partido Colorado (1985-1990 y 1995-2000), personaje muy popular y querido, fallecido en fecha reciente.

Tags: